Un voto de optimismo para Europa


TRIBUNA de Amparo Ruiz Campo, country head de Degroof Petercam AM para España y Latinoamérica. 

Los últimos acontecimientos políticos han devuelto la atención de los inversores a Europa. Pero, a pesar de la mala sorpresa que dio el resultado del referéndum en el Reino Unido con la victoria del Brexit, todavía hay motivos para confiar en el viejo continente.

Aunque el Brexit provocó una reacción inmediata muy negativa en los mercados, pensamos que, a partir de ahora, dependerá más de qué camino sigan las decisiones del gobierno británico y las negociaciones del Reino Unido con la Unión Europea. En una perspectiva a medio plazo, la reacción del mercado dependerá de cómo de hostil o amable sea este proceso. Hacia el largo plazo, el factor crítico es si el Brexit servirá en última instancia para lograr una Unión Europea más cohesionada.

No podemos olvidar que la economía de la zona euro creció durante el comienzo del año, con la actividad económica regresando a los niveles previos a la crisis. La recuperación está lejos de ser espectacular, pero cuenta con el apoyo del Banco Central Europeo, sobre todo tras la reunión de junio, cuando su presidente, Mario Draghi, recordó que está dispuesto a emprender más acciones si fuera necesario.

En línea con la mejora que se ha producido en la recuperación económica, el mercado laboral también se está recuperando y las tasas de desempleo en la región han descendido. A esta mejora en los datos macro se suman la estabilidad que está experimentando recientemente el precio del petróleo y la inercia de China, creando un entorno que anima a no perder el optimismo.

Para los inversores que quieran beneficiarse de la recuperación de la economía europea, Degroof Petercam AM cuenta con Petercam Equities Euroland. El fondo aplica una estrategia activa, seleccionando y combinando valores de calidad, tanto por su estabilidad en resultados como por su gestión y su ventaja corporativa.

La media anual de rentabilidad del Petercam Equities Euroland es del 7,64% y del 7,66% a cinco años, superando a su índice de referencia (MSCI EMU) con menos volatilidad y drawdown.

Este fondo se dirige a aquellos inversores que quieran diversificar su cartera, aprovechando la recuperación europea a través de la renta variable, donde las últimas caídas han dejado valoraciones atractivas. Se trata de buscar las mejores oportunidades en distintos sectores y países, con una mayor exposición a Irlanda, Italia y Bélgica, y algo menos a Francia y España.

Empresas

Noticias relacionadas