Un 40% de los clientes de banca personal de Ibercaja tienen contratado un acuerdo de gestión de carteras


En el marco del ciclo estratégico 2015-2017 que Ibercaja acaba de concluir, el segmento de banca personal ha sido prioritario en los objetivos de crecimiento marcados por la entidad. Así, el número de clientes gestionados se ha incrementado en 21.000 en estos tres últimos años hasta alcanzar en diciembre de 2017 los 198.000, un 12% más que a finales de 2014. El volumen de recursos gestionados de estos clientes ha aumentado en un 14% hasta los 32.700 millones de euros, lo que supone un 65% del total de recursos de familias y particulares gestionados en la red de oficinas.

También se ha  incrementado el número de profesionales que ocupa puestos que asesoran banca personal en la red de oficinas, sumando 1.986 personas a final de 2017. En paralelo, la entidad ha llevado a cabo un proceso de formación para que todos los empleados asesores financieros dispongan de la preparación y certificación, de acuerdo a la nueva normativa MiFID II.

Dentro de los servicios de asesoramiento especializado, destacan los acuerdos de gestión de carteras de fondos, disponibles desde 20.000 euros de inversión. En los últimos tres años han triplicado el número de titulares, que ya supera los 78.000 (el 40% del total en banca personal), y el volumen gestionado, que supera los 4.350 millones de euros (un 13% del total en banca personal). En particular, en 2017 el patrimonio se ha incrementado en un 26,6%, con un incremento cercano a 1.000 millones de euros, y se han incorporado 1.400 nuevos partícipes.

Este año, también se incorpora a la oferta para los clientes de banca personal los fondos de inversión mixtos perfilados. Esta gama incorpora tres fondos de inversión con diferentes niveles de inversión en renta variable y su objetivo es facilitar a los clientes la diversificación de su inversión: Ibercaja Mixto Flexible 15, Ibercaja Flexible Europa 10-40 e Ibercaja Flexible Europa 50-80.

Oficinas

En los tres años de ejecución del Plan Estratégico, se han llevado a cabo distintas acciones que han contribuido a esta evolución. Entre ellas, destaca la puesta en marcha de 31 oficinas que operan con el modelo de atención personalizada, cuya particularidad es que disponen de dos espacios, de atención rápida y de atención personal, en ubicaciones diferentes, con un funcionamiento complementario.

Además, en los planes de crecimiento territoriales que se han lanzado en Madrid, Levante, Burgos y Cataluña, la banca personal constituye uno de los focos de crecimiento más significativos.

Empresas

Noticias relacionadas

Lo más leído