Tres valores que gustan a Warren Buffett… y a los insiders


Si Warren Buffett, el abanderado de la inversión value, ha mantenido su popularidad y prestigio a lo largo de los años ha sido gracias a su capacidad de mantener durante años –incluso décadas- compañías en cartera, y seguir generando alfa. Así, no es extraño comprobar que el dueño de Berkshire Hathaway siga manteniendo acciones fetiche como Coca-Cola, que compró por primera vez en 1988 y que actualmente es el segundo valor de mayor peso en la cartera de su holding de inversiones, con una participación del 14%. 

Coca-Cola

La cuestión es que, en estos momentos, varios insiders están coincidiendo en gustos con el Oráculo de Omaha, como publica la cabecera MarketWatch. Y sí, el fabricante de refrescos es uno de ellos: a lo largo del primer trimestre de 2014, hasta cinco ejecutivos de la compañía se gastaron en conjunto cerca de un millón de dólares en comprar acciones de Coca-Cola. En particular, hablamos de Muhtar Ket, presidente y consejero delegado de la multinacional; Alexander J. Douglas Jr, vicepresidente sénior; y tres directores del consejo de dirección. Entre todos se han comprado un paquete de 25.066 acciones con precios comprendidos entre los 37,25 y los 38,76 dólares por acción. Entre los accionistas de esta compañía a nombres como el hedge fund Yacktman AM o la fundación de Bill y Melinda Gates. 

General Electric

La segunda compañía que gusta tanto a Buffett como a los insiders es otro clásico de la inversión dentro de la renta variable estadounidense, el conglomerado industrial General Electric; Berkshire Hathaway es actualmente su tercer accionista de referencia. A lo largo del primer trimestre del año, tres insiders han decidido comprar acciones de su propia empresa, y todas las operaciones de compra se realizaron a finales de enero, aprovechando un traspiés de la acción. En concreto, el presidente y consejero delegado de General Electric, Jeffrey Immelt, compró el 27 de enero 40.000 acciones por 25,04 dólares cada una, de tal forma que actualmente posee una participación cercana a dos millones de acciones de la empresa. Paralelamente, otros dos ejecutivos (no identificados) compraron sendos paquetes de acciones por una cantidad que en conjunto supera los 350.000 dólares. 

Phillips 66

Finalmente, la tercera opción favorita de Buffett que ha registrado movimiento en los últimos meses es Phillips 66. No se ha de confundir con el fabricante de productos electrónicos holandés: en este caso se trata de una compañía energética especializada en servicios de extracción (downstream) con una capitalización de 46.000 millones de dólares. Este caso difiere ligeramente de los dos anteriores: si bien dos ejecutivos de la compañía se gastaron cerca de dos millones de dólares en comprar acciones desde el comienzo de 2014, Buffett ha tomado la decisión contraria, al recortar su exposición a la firma en un 64% durante el primer trimestre. Pese a esta drástica reducción, el holding del gurú sigue poseyendo una participación de 9,74 millones de acciones (equivalentes a más de 750 millones de dólares) que le convierte en el principal accionista de la compañía. 

Profesionales

Noticias relacionadas