“Todavía hay oportunidades para beneficiarse de la historia de crecimiento de China”


“A medida que prosigue la recuperación del crecimiento en China —que registra una mejora del PIB en el cuarto trimestre al crecer al un ritmo del 7,9%, frente al mínimo de los últimos tres años fijado en el tercer trimestre de 2012 en el 7,4%— todavía hay oportunidades para que los inversores se beneficien de la historia china”. Así lo asegura Louisa Lo, gestora de fondos de renta variable china en Schroders, quien considera que los mejores datos sobre fabricación, ventas al por menor, cifras comerciales e inversión en inmovilizado demuestran que el país ha logrado evitar un aterrizaje brusco de su economía.

Según comenta la experta en un informe en el que analiza las oportunidades que ofrece China para los inversores a largo plazo, Lo afirma que estas mejoras clave han precedido al tan anunciado incremento del PIB. “El Gobierno buscará mantener la estabilidad mediante una serie de reformas económicas y estructurales, así como mediante la liberalización gradual de los tipos de interés, fomentando además la inversión continua en grandes infraestructuras. Sin embargo, no vamos a ver políticas de estímulo masivo como sucedió en 2009, ya que las autoridades las consideran ahora un error, por los problemas de inflación que generaron entonces”, indica.

“China es en gran medida una temática de crecimiento a largo plazo. Como parte integral del dinámico atractivo de Asia, la segunda economía más grande del mundo todavía tiene potencial que sólo se materializará en décadas; por lo tanto, no es demasiado tarde para beneficiarse de su éxito”, asevera la experta. En un mercado tan diverso como el chino, Lo considera que la selección de valores resulta aún más imprescindible. “No todos los sectores ofrecen la misma rentabilidad y crecimiento de los beneficios que la pujante economía china. Nuestro enfoque ascendente se centra en aprovechar los cambios a largo plazo que están tomando forma en China y en exponernos a empresas que más probablemente se verán favorecidas por estos cambios”.

Entre estas tendencias, la gestora cita tres factores que, a su juicio, serán el principal impulsor del crecimiento económico del país en la década. “La mayor urbanización como consecuencia de la migración del campo a la ciudad, las inversiones masivas en infraestructuras y el incremento del consumo doméstico serán el principal conductor del crecimiento económico del país”. Respecto a este último punto, Lo cree que el mayor consumo se verá apoyado por el incremento de los salarios. En su opinión, “las empresas con equipos de gestión profesionales y sólidos balances ofrecen mejores perspectivas de rentabilidad a largo plazo”.

Noticias relacionadas

Anterior 1 2 Siguiente

Lo más leído