Tags:

“Tenemos una cartera más concentrada”


Los malos tiempos han servido para dar más valor a las convicciones del equipo gestor del Oyster European Opportunities. La cartera del fondo, a pesar de que ha aumentado la rotación en los últimos meses, registra un alto nivel de concentración, cercano a su máximo histórico. Las primeras 20 posiciones representan ahora el 51% de la cartera, frente al 44% a cierre de 2007.



Eric Bendahan, responsable del producto, destaca que el mercado presenta unas valoraciones “sin precedentes” y considera que los mercados de renta variable podrían llegar a registrar una revalorización superior al 20% en los próximos 12 a 18 meses, aunque augura un periodo largo de volatilidad y un proceso lento de recuperación en la economía.



Bendahan considera que la apuesta por el dividendo resulta muy atractiva. “Los dividendos nunca han sido tan altos en comparación con las rentabilidades de la deuda o con los tipos de interés a corto plazo. Seguramente habrá que revisar a la baja la rentabilidad por dividendo en muchos casos, pero hay empresas muy sólidas que ofrecen un 7% de rentabilidad por dividendo y que presentan resultados sostenibles”, afirma.



“La apuesta por el dividendo como estilo de inversión suele dar buenos resultados en mercados bajistas y durante el primer año de la recuperación Además, los dividendos son menos volátiles que los beneficios y representan un 60% de las rentabilidades bursátiles a largo plazo. Eso sí, no invertimos en una compañía sólo porque pague dividendo”, explica Bendahan.



Las compañías de reaseguros son una de sus principales apuestas. La cartera mantiene un claro sesgo defensivo, con altos niveles de liquidez y empresas de sectores defensivos como el farmacéutico y el de sanidad. El gestor del Oyster European Opportunities se decanta por compañías de gran tamaño y considera que se pueden encontrar buenas oportunidades en valores del sector consumo que ofrecen productos y servicios de bajo coste.



El fondo, por primera vez en 10 años, registró en 2008 un peor comportamiento que su índice de referencia. Pero, desde los mínimos de octubre, su rentabilidad supera a la del índice en un 6%. Bendahan mantiene una baja exposición al negocio bancario, aunque sigue muy de cerca la evolución de este sector. “El riesgo de dar poco peso a los bancos es tener un peor comportamiento relativo si el sector despega. Ahora paso mucho tiempo hablando con analistas del sector financiero, para detectar a tiempo un posible cambio de tendencia. Las entidades que sobrevivan lo harán muy bien, pero habrá todavía un periodo que será muy doloroso. Si percibo una mejora importante, aumentaría la exposición a los bancos que ya tengo en cartera”, señala.

Profesionales

Noticias relacionadas

Lo más leído