Sólo uno de cada cuatro fondos de renta variable mexicana han batido al índice en 2015


La renta variable mexicana ha sido la que ha conseguido salir más airosa de 2015, con un retorno anual del 1,53% y un retorno anualizado de cinco años de 4.68%. Al igual que en el caso de Chile, la segunda mitad de 2015 fue desfavorable para el mercado mexicano de renta variable, con el S&P Mexico BMI (denominado en pesos mexicanos) registrando una rentabilidad de -2.34% en el segundo semestre.

Sin embargo, a pesar del desempeño del mercado accionario de México, la mayoría de los administradores activos no lograron superar los retornos de su benchmark: el 60,87% de los administradores registraron resultados inferiores al S&P Mexico BMI en el 2015. Son datos publicados por el informe SPIVA, que publica dos veces al año S&P Dow Jones Indices y que mide el comportamiento de más de 1.400 fondos de inversión domiciliados en América Latina respecto a sus índices de referencia con horizontes de inversión de uno, tres y cinco años.

El informe constata asimismo que “los administradores de fondos de mayor tamaño, según activos netos, tuvieron aparentemente mejores resultados que los administradores de fondos de menor tamaño en todos los periodos”.

Lo más leído