Selección de fondos versus selección de acciones


 Sin duda el stock picking y el fund picking tienen muchos elementos en común. Tanto para seleccionar acciones como para seleccionar fondos es necesario un proceso de inversión. La mayoría de los citados procesos de inversión se basan en la utilización de un universo concreto de activos al cual se le aplican una serie de filtros para finalmente realizar un análisis cuantitativo y cualitativo. En este sentido el fund picking no difiere mucho del stock picking. 

 

Las grandes diferencias a la hora de seleccionar fondos y acciones, en mi opinión son tres. 

 

En primer lugar en un fondo el “factor humano” es mucho más importante en la selección de fondos, es decir, cuando se analiza un fondo es fundamental conocer al gestor, sus motivaciones, su capacidad de gestión, etc. Al analizar compañías el conocer al presidente o alta de la dirección de la empresa puede ser importante, pero no fundamental. Grandes compañías no son gestionadas por un solo hombre, a pesar de que el presidente pueda tener amplias facultades. El rendimiento de una empresa de elevado tamaño viene muy determinada por su sector y la situación competitiva de la compañía. En cambio, en fondos de inversión, el gestor es capaz de influir de manera determinante en el rendimiento del mismo. Por tanto, analizar al gestor de un fondo es mucho más importante que analizar al primer ejecutivo de una empresa. 

 

En segundo lugar en el mundo de la selección de fondos existe una ausencia de benchmarks de fondos, es decir, no existe un índice de referencia para invertir en fondos de renta variable USA. Existen índices como el S&P 500, pero estos índices son de acciones, no de fondos de renta variable americana. La ausencia de benchmarks unido a que existen muchísimos más fondos que acciones cotizadas (hay aproximadamente veinte veces más fondos que acciones) produce que las carteras de fondos de unos selectores y otros difieran aún mas que las carteras de acciones. 

 

Por último, en la labor de selección de fondos, al contrario que en las acciones, hay una gran falta de informes o research sobre las instituciones de inversión colectiva. Leer lo que los analistas opinan de una empresa es muy sencillo, sin embargo, tener en la mano varios informes acerca de un fondo es tremendamente complejo o incluso imposible. 

 

Por estas tres razones anteriormente descritas la selección de fondos es diferente a la selección de acciones. También por dichas razones en selección de fondos es necesario hacer especial hincapié en las referencias cruzadas y el network que permite al selector intercambiar opiniones sobre los fondos y gestores. Al mismo tiempo es fundamental mezclar el análisis cuantitativo y cualitativo. La selección de fondos, más que la selección de acciones, es una mezcla entre ciencia y arte.