SEB presenta un fondo de divisas multigestor y en formato UCITS III






SEB Asset Management ofrece su fondo SEB Multi-Manager Currency Fund, un producto que permite el acceso a una plataforma de gestores de divisas a través de cuentas gestionadas y bajo un vehículo UCITS III. Hace cinco años comenzaron a construir una base de datos y han identificado ya a 235 gestores especializados que se dedican sólo a operar con divisas.



El fondo se nutre de la base de datos propia que recoge cada mes BNY Mellon para elaborar el SEB Mellon Currency Index y que incluye unas 221 estrategias distintas dentro del universo de la gestión de divisas. De entre todos los gestores, el equipo de SEB Asset Management elige en torno a 10 gestores, que son los que componen la cartera del fondo.



“Pensamos que no hay más de 15 gestores capaces de generar alfa de manera consistente”, afirma James Freeman, responsable de SEB Asset Management para la comercialización del producto. Por eso su objetivo es que los gestores que están dentro de la plataforma se mantengan en ella con una cierta estabilidad.



“Los gestores que generan alfa a largo plazo normalmente no son los que están en las entidades más grandes. Se trata sobre todo de equipos pequeños e independientes, con mucha experiencia en divisas, pero que tienen fondos nuevos, con modelos que gozan de una ventaja temporal sobre sus competidores”, destaca Freeman.



El fondo pretende mantener unos resultados positivos y estables, con una baja volatilidad. El producto se lanzó en junio del año pasado y hasta el 09 de abril ganaba un 5,56%. Por ahora no ha registrado ningún mes con rentabilidades negativas. El objetivo es conseguir cinco puntos porcentuales de rentabilidad por encima del efectivo, con una volatilidad de hasta un 5%.



SEB defiende el uso de una aproximación multiestrategia al invertir en divisas. “Al combinar varios gestores en la cartera se consigue una reducción del 50% en la caída máxima que registran de media los fondos individuales”, explica Freeman.



El fondo intenta ofrecer un alto potencial de descorrelación debido al elevado número de divisas en las que invierte y a la inclusión de estrategias distintas dentro de la cartera. Normalmente, incluye posiciones sobre entre 35 y 55 pares de divisas.



“Al tratarse de una plataforma de cuentas gestionadas, no hace falta preocuparse demasiado por los riesgos operacionales de los gestores, lo que permite centrarse en escoger a los más hábiles”, dice el responsable de SEB Asset Management.



“El producto ofrece liquidez, transparencia, descorrelación con los activos tradicionales, seguridad de operar bajo un vehículo regulado y control del riesgo de contrapartida, gracias a que se opera a través de cuentas gestionadas”, comenta.



El equipo que gestiona el producto trabaja desde Londres. Seppo Leskinen, el responsable de inversiones, tiene casi 30 años de experiencia en los mercados de divisas.



“El mercado de divisas es el más grande y más líquido del mundo, con un volumen de negociación diario que supera los tres billones de dólares. Pero muchos inversores ni siquiera consideran las divisas como un tipo de activo”, señala Freeman.



SEB Asset Management pertenece a Skandinaviska Enskilda Banken (SEB), uno de los mayores grupos financieros escandinavos. El producto se presentará próximamente para su registro ante la CNMV.

Lo más leído