Tags: Gestores | Renta Fija |

Schroder ISF Euro Corporate Bond: tres selectores europeos opinan del fondo


El Schroder ISF Euro Corporate Bond es una de las estrategias en las que más confían los selectores y asesores financieros. De hecho, es uno de los 20 productos más valorados a nivel europeo, tal y como se refleja en el ranking que elabora SharingAlpha, una start up que clasifica los fondos de inversión a partir de las valoraciones cualitativas proporcionadas por asesores y selectores de fondos de todo el mundo. Esta estrategia de Schroders, que cuenta con sello Funds People con la triple calificación (Favorito de los Analistas, Blockbuster y Consistente), recibe en estos momentos una puntuación de 3,9 puntos sobre 5. Jon Beckett y Tony Yousefian (selectores del Reino Unido) y Michael Müller (Suiza) han emitido su veredicto sobre la estrategia. Los tres están dentro del exclusivo grupo de los 20 profesionales que han demostrado tener una mayor habilidad a la hora de evaluar el comportamiento futuro de un fondo en relación al índice de referencia, más concretamente frente al ETF más comparable.

La opinión de Tony Yousefian

Tony Yousefian (a la derecha de la imagen) comienza hablando sobre la filosofía de un producto gestionado por Patrick Vogel (en la imagen) cuyo objetivo es generar rentabilidades positivas invirtiendo en bonos denominados en euros emitidos por compañías de todo el mundo. “Su éxito está relacionado con el cambio de gestor y una historia de equipo”. “Vogel fue nombrado gestor del producto en agosto de 2012. Inmediatamente, comenzó a implementar una nueva política de inversión que requirió una involucración más profunda de los analistas de crédito de Schroders y otros miembros del equipo. Esto, junto con las contrataciones de Alix Stewart y Constantin Leidman, dieron como resultado un proceso completamente renovado y personal que ahora está empezando a dar sus frutos. Habiendo pasado un tiempo razonable en 2013 y 2014 para posicionar la cartera, el enfoque temático de Vogel para la selección de bonos ha proporcionado excelentes resultados en los últimos tres años”, opina Yousefian. La puntuación que le otorga Yousefian al producto es de 4,7 sobre 5.

La opinión de Michael Müller

Michael Müller (en el centro de la imagen) subraya de la estrategia que, siendo uno de los buques insignia de Schroders, el fondo sigue un proceso de control de riesgo muy riguroso, generando rentabilidades estables con un perfil de riesgo más bajo que el del índice. “Vogel y su equipo invierten en torno al 8% en bonos soberanos o cuasi-soberanos que no forman parte del índice. Por otro lado, el gestor sobrepondera las emisiones BBB en torno a un 8%. Desde una perspectiva de riesgo, el gestor se beneficia aquí de la inmensidad de los recursos de análisis de los que dispone Schroders. Asimismo, el posicionamiento en duración se cuida especialmente y actualmente es un poco más bajo que la del índice. Para un fondo tan reconocido, los 8.000 millones de euros en activos bajo gestión que atesora el producto en estos momentos parecen manejables y no han sido un obstáculo para el fondo en el pasado”, señala el experto. La nota que le pone Müller al Schroder ISF Euro Corporate Bond es de 4,3 sobre 5.

La opinión de Jon Beckett

Jon Beckett, o JB como popularmente se le conoce a este reputado selector británico (a la izquierda de la imagen), tiene en cartera este fondo. “Siento mucho respeto por varios de los profesionales que integran el equipo de renta fija de Schroders que dirige Bob Jolly. El Schroder ISF Euro Corporate Bond no es un fondo en el que haya permanecido invertido durante unos pocos años, sino que lo tengo desde antes de la llegada de Vogle”, afirma. A Beckett no le gustan los fondos gigantes y, para él, este producto cuenta con un tamaño óptimo. “Con 8.000 millones en activos, se trata de un fondo grande en tamaño, pero por debajo de lo que podríamos considerar un súper tanque dentro de un segmento, la renta fija corporativa europea, suficientemente líquido y profundo”, asevera Beckett.

Uno de los aspectos que destaca Beckett es el manejo que los gestores hacen de la duración, la cual es mayor que la de algunos competidores y el índice de referencia. Según el selector, el hecho de que alrededor del 50% de la cartera esté en emisiones con duraciones superiores a los siete años no es una apuesta excesiva. “Ese mayor plazo se traduce en 175 puntos básicos más de tir (diferencial ajustado por opciones, OAS) con respecto a la deuda AAA frente a los 113 puntos básicos del índice, y una calificación crediticia media de BBB+ que pone de manifiesto que se trata de un fondo de deuda corporativa core que mantiene algo de riesgo crediticio, en concreto un 14% de títulos con calificación inferior a BBB (en su mayoría, BB) o sin calificación", explica el experto. También que estamos ante un fondo que busca tomar algunas apuestas de plazo y de spreads, lo que –según Beckett- no significa que la cartera vaya a sufrir en caso de subidas de tipos.

“El fondo ofrece exposición a la duración pero diversificándola con activos de alta calidad crediticia, siendo el rating medio muy razonable (BBB)”, indica. Esto es importante ya que, según el selector, los mayores defaults que veremos en el mercado se producirán en bonos que cuentan con una calificación crediticia por debajo de este nivel. Otro dato importante que apunta el experto es que Vogel combina esta apuesta por activos con elevada duración con emisiones de corto plazo. “Cerca del 30% del fondo está invertido en bonos con una duración de tres años o inferior, lo que hace que Vogel cuente con un elevado nivel de liquidez y las manos libres para poder reinvertir ese dinero en caso de que los tipos de interés empiecen a subir", revela el profesional británico. Geográficamente, Reino Unido, Alemania, Francia y EE.UU. son las principales posiciones de la cartera, estando principalmente en sectores industriales y financieros.

“Para todos aquellos inversores que tengan pensado rotar la cartera y deshacer posiciones en high yield europeo tras el rally registrado por este segmento en los dos últimos años, este fondo ofrece exposición a duración, pero de manera diversificada a través de activos de mayor calidad crediticia y combinándola con emisiones de corta duración, siendo un producto que está respaldado por un equipo experimentado y los impresionantes recursos que Vogle tiene a su disposición”, resume el experto.

Profesionales
Empresas

Noticias relacionadas

Lo más leído