Santander reabre las emisiones de la banca española con una colocación de 2.000 millones


Banco Santander ha realizado la primera emisión de un banco español desde marzo pasado. Con una demanda superior a lo que las condiciones actuales preveían, el banco presidido por Emilio Botín ha colocado 2.000 millones con una rentabilidad de 390 puntos básicos sobre el midswap, que supone pagar en torno al 4,4%.

Las peticiones han superado los 3.000 millones para los bonos sénior ofertados por el Santander, que tienen un plazo de vencimiento de dos años. Esta entidad fue precisamente la última en realizar una colocación de este tipo y fue en marzo pasado también de bonos sénior aunque en aquella ocasión a cinco años.

En el mercado se estaba esperando que la apertura del mercado se hiciera con cédulas hipotecarias, dado que tienen más garantías, ya que al aval del banco se añade la de las hipotecas que tienen como colateral. Santander ha aprovechado, sin embargo, la coyuntura de los últimos días, que ha permitido relajar las tensiones y bajar la prima de riesgo hasta los 470 puntos básicos, desde los 640 puntos alcanzados a finales de julio, ante la expectativa de la concesión de un rescate para el conjunto de la economía española.

Tras la emisión de Banco Santander, es de esperar que otras grandes entidades españolas hagan lo propio incluso aunque no lo necesiten dado que tienen suficiente liquidez gracias a las subastas del Banco Central Europeo. La apariencia de normalidad en las colocaciones permitiría reducir los precios y ayudaría a que poco a poco vuelva la confianza sobre las emisiones de empresas españolas, aseguran los expertos. 

Profesionales
Empresas

Noticias relacionadas