Retrato robot del inversor español: cortoplacista, preocupado por el paro y por mantener su estilo de vida


¿Qué objetivos se han planteado los inversores para 2014? La segunda parte del Barómetro Mundial de Inversión de Schroders, el informe Schroders Global Investment Trends (puede leer la primera parte aquí), da la respuesta a esta pregunta y algunas otras sobre la intención de ahorro realizadas a 15.749 inversores de 23 países de todo el mundo (en España han participado algo más de 1.000 inversores). Los encuestados parten de la base de que planean invertir al menos 10.000 euros en los próximos 12 meses. 

Tomando como referencia el caso español, una de las principales conclusiones del estudio es que los inversores españoles tienden al cortoplacismo: un 44% de los encuestados han indicado como su objetivo más importante mantener su estilo de vida actual en caso de pérdida de su puesto de trabajo o de reducción salarial. Se trata del porcentaje más elevado de todo el estudio, también muy por encima de la media global (28%) y de la europea (31%). Un 46% de inversores tanto europeos como a nivel mundial han indicado en cambio que su principal objetivo de inversión es el ahorro para la jubilación. 

La visión de los inversores españoles se desmarca de las intenciones de los de otras regiones del mundo en más ámbitos. Por ejemplo, el 52% de participantes españoles en el Barómetro ha situado su horizonte de inversión en los próximos dos años; en cambio, sólo un 2% afirma tener un horizonte temporal de una década. Las expectativas sobre el éxito de las inversiones son inferiores a la media: un 43% de inversores españoles esperan obtener resultados satisfactorios con sus inversiones en un periodo de 2 a 10 años, frente al 61% de la media europea. 

Otra de las cuestiones en las que indaga este barómetro es qué preocupa actualmente a los inversores. En el caso de los españoles, un 35% se han declarado preocupados por la debilidad de la recuperación en el país; un 34% han indicado que les inquieta una subida de impuestos y un 23%, la pérdida de empleo. Según datos de la encuesta, los inversores españoles son los segundos más preocupados de todos los participantes por el desempleo, sólo por detrás de Polonia. 

Carla Bergareche, directora general de Schroders para España y Portugal, observa que “a pesar de que se ha producido un claro aumento en la confianza de los inversores, las preocupaciones por perder el empleo y mantener el actual nivel de vida dificultan un cambio en la mentalidad de los inversores hacia un enfoque a largo plazo que realmente contribuya a conseguir los objetivos de inversión, sobre todo de cara a la jubilación”. Bergareche sugiere que “según mejore la situación económica, deberían aumentar su horizonte temporal para poder planificar adecuadamente su situación financiera de cara a la jubilación”.

ObjetivosEspañaEuropaGlobal

Mantener su estilo de vida actual en caso de perder su trabajo o de una reducción salarial

44%   31%28%
Su pensión / jubilación    42%   46%46%
Cualquier emergencia38%27%31%
Comprarse una propiedad (dando una entrada o comprándola al contado)    21%21%20%
Pagar estudios (p.ej., para usted, sus hijos, nietos, otros familiares)    19%12%16%
Protegerse frente a la inflación    17%22%24%

Informe Schroders Global Investment Trends.

Profesionales
Empresas

Noticias relacionadas