Receta de Fidelity para invertir en tiempos de volatilidad


Aunque un programa de flexibilización cuantitativa en Europa sería un método menos problemático para resolver la crisis de deuda de la Eurozona, ni el electorado alemán, ni el Bundesbank ni posiblemente el BCE parecen estar de acuerdo con una solución de este tipo, algo que deja a los países periféricos en una difícil situación para completar sus planes de ajuste presupuestario a través meramente de lo que suponen políticas de reducción del déficit primario y flexibilización del mercado laboral.  

 

Así lo asegura Matt Siddle, gestor del FF European Larger Companies Fund, en una entrevista en la que alerta de que las alternativas a estos planes serían aún más dolorosas. A su juicio, la primera, un impago de la deuda por parte de los gobiernos, provocaría el caos en el sistema financiero y derivaría en una espiral negativa en el PIB y en el empleo, así como en el cierre de los mercados financieros al país. La segunda, una salida del euro, tensionaría el sistema financiero ante el impago de las deudas denominadas en euros y, además, repercutiría en un fuerte alza de la inflación. 

 

En este entorno, ¿qué oportunidades de inversión existen? Según el gestor de Fidelity Worldwide Investment, resulta crucial apostar por empresas de alta calidad con muchas posibilidades de resistir a la volatilidad. “Esto no significa necesariamente invertir sólo en negocios defensivos o estables, sino también en empresas de alta calidad en sectores más cíclicos que pueden absorber los choques sin dañar de forma permanente sus negocios y su capacidad de generación de beneficios”. Más concretamente, Siddle recomienda incluir en la cartera empresas con finanzas sólidas con capacidad para generar caja. 

 

Cita, como ejemplo, el caso de Danone, compañía que está experimentando un fuerte crecimiento orgánico a lo que se une “una excelente generación de flujos de caja, un balance sólido y unas valoraciones por debajo de las medidas históricas”. También existen oportunidades atractivas en sectores más cíclicos como el de los medios de comunicación, entre las que destaca Reed Elsevier, empresa cuya valoración ronda mínimos de veinte años. Por último, Siddle destaca a Sanofi-Aventis, farmacéutica cuya cotización “está deprimida por la inquietud que genera la caducidad de patentes en algunas áreas de negocio, pese a que la mayoría de sus actividades crecen con fuerza”. 

 

Puede leer la entrevista completa a Matt Siddle descargándose el siguiente archivo:

Lo más leído