¿Quién ha aumentado su inversión en hedge funds desde 2008?


“Los días en los que los individuos de altos patrimonios o family offices eran los principales clientes de hedge funds forman parte del pasado”. Es una de las conclusiones de un informe, “The Evolution of an Industry",  elaborado por KPMG International y AIMA (la asociación global de fondos de gestión alternativa), que muestra que desde 2008 se viene produciendo una institucionalización del negocio.

El informe, basado en una encuesta y entrevistas realizadas a 150 firmas de administración de fondos de gestión alternativa de todo el mundo con más de 442.000 millones de euros (550.000 millones de dólares) en activos, muestra que el 57% del patrimonio de los hedge funds está ya en manos de inversores institucionales.

¿Pero qué inversores institucionales están aumentando su participación en la industria alternativa? Según el resultado de las encuestas, la mayoría coincide en que los fondos de pensiones están jugando un importante papel: el 76% de los participantes ha observado desde 2008 un incremento en la inversión procedente de estos actores.

Donde también hay consenso es en las categorías de otros inversores institucionales distintos a fondos de pensiones o fondos de fondos: el 70% habla de su crecimiento. Ese incremento ha contrarrestado la evolución de los fondos de fondos, que una mayoría de los encuestados (un 70%) afirma que ha descendido en los últimos cuatro años.

Los fondos de pensiones los prefieren grandes

Esta tendencia de mayor crecimiento por parte de inversores institucionales es, según el estudio, más pronunciada en los fondos con mayor patrimonio y número de empleados. Así, en aquellas firmas de hedge funds con más de 100 empleados, el 87% habla de un aumento de la inversión por parte de fondos de pensiones y el 80% de otros institucionales. En las entidades que tienen entre 25 a 99 empleados, la proporción es algo menor (79% y 78%, respectivamente) y en aquellas con menos de 25 empleados, es más baja (65% y 60%).

"Los resultados subrayan la tendencia de que los mayores inversores institucionales gravitan hacia los gestores con mayor patrimonio, con más operaciones institucionalizadas y marcas que son reconocibles en la industria", dice el informe.

Por el contrario, los family offices y altos patrimonios asignan sus activos alternativos a gestores más pequeños, pues en las entidades de hedge funds con menos de 25 empleados, tres de cada cuatro encuestados habla del crecimiento de la inversión por parte de individuos con altos patrimonios y dos de cada tres corrobora el crecimiento de family offices. En total, algo más de la mitad de los encuestados (ya sean grandes o pequeños) cree que se ha producido un aumento de la participación en la industria alternativa desde 2008 tanto de los individuos de altos patrimonios como de los family offices.

Según el informe, estos datos amplían el gap existente entre los grandes jugadores y las pequeñas boutiques. Una bifurcación ya existente pero que se acentúa tras la crisis, aunque los expertos señalan que esto no significa que los institucionales ignoren a los gestores más pequeños. Con respecto a las firmas medianas, el informe señala que "tendrán que trabajar duro para satisfacer los requisitos de transparencia y compliance de los inversores institucionales".

Noticias relacionadas

Lo más leído