Tags: Negocio | EE.UU |

¿Qué gestora está lanzando fondos con comisiones del 0%?


El trasvase que se está produciendo de fondos de renta variable de gestión activa a estrategias de gestión pasiva está dando lugar a interesantes fenómenos. Uno de ellos es la cada vez mayor importancia que están adquiriendo los ETF y los productos indexados en entidades que, históricamente, habían basado su negocio en la comercialización de fondos de gestión activa. El caso más llamativo es el de Fidelity Investments. Al igual que hicieran otras firmas como J.P.Morgan AM, Legg Mason Global AM o Goldman Sachs AM, la gestora americana tomó hace unos años la decisión de entrar en el negocio de la gestión pasiva… y de paso entrar de lleno en la guerra de las comisiones que vive esta industria.

Para comprender lo que está sucediendo resulta importante estudiar el contexto. A lo largo de los últimos años, en Estados Unidos el trasvase de dinero de fondos de gestión activa a productos de gestión pasiva ha sido brutal. Esta tendencia ha afectado con mayor virulencia a los productos de renta variable, sobre todo a los que centran su universo de inversión en el mercado estadounidense. La razón radica en el coste. El inversor se ha percatado de que el fracaso tiende a estar positivamente correlacionado con las comisiones. Esta aseveración se basa en estudios realizados por firmas como Morningstar, donde demostraban de manera científica la veracidad de este hecho.

Desde el año 2000, los flujos netos hacia el 20% de los fondos incluidos en el primer quintil por precio (los más baratos) se han mostrado muy fuertes. El año pasado, estos productos se anotaron captaciones netas por valor de 949.000 millones de dólares, lo que supone el nivel más elevado registrado hasta ahora y un crecimiento del 60% con respecto al 2016. El 70% de los productos más económicos eran estrategias de gestión pasiva, mientras que el 30% correspondían a fondos activos. En lo que respecta a los flujos hacia el 80% de productos restantes, éstos fueron negativos. Sufren salidas netas desde 2014. En 2017 se les fueron 251.000 millones, frente a los 414.000 que se les esfumaron un año antes.

Fidelity está viviendo en sus propias carnes esta migración hacia los ETF y fondos indexados (ver gráfico) y ha entrado de lleno en la guerra de comisiones que vive la industria de gestión pasiva, poniendo a disposición de los inversores americanos productos con comisiones del 0%. Se convierte así en la primera entidad en poner a disposición de los inversores americanos productos que, en teoría, no traerían ningún coste aparejado. Lo indican incluso en el propio nombre de los productos. Se trata concretamente de un fondo de renta variable americana, el Fidelity ZERO Total Market Index Fund, y otro de bolsa internacional, el Fidelity ZERO International Index Fund.

Captura_de_pantalla_2018-09-04_a_las_15

La reacción de los inversores no se ha hecho esperar y el dinero ha empezado a entrar con fuerza en estos productos. Sólo en el mes de agosto captaron 1.000 millones de dólares. El que más flujos atrajo fue el Fidelity ZERO Total Market Index Fund, que recibió captaciones por valor de 750 millones de dólares, mientras que el segundo atrajo casi 250 millones. Para poner en perspectiva el éxito conseguido por la entidad basta reseñar que los fondos indexados de Fidelity sobre el S&P 500 tenían aproximadamente 4.000 millones de dólares en activos, mientras que los productos indexados de bolsa internacional no alcanzaban los 1.000 millones.

Los inversores americanos están hartos de pagar altas comisiones por bajas rentabilidades y han decidido pasar a la acción. Esto está obligando a las gestoras activas a reaccionar en varios frentes. En primer lugar, rebajando tarifas. Las comisiones tanto de los fondos de gestión activa como de gestión pasiva se han ido reduciendo a lo largo de los últimos 20 años, si bien todavía existe un importante gap entre ambas tipologías de producto, tanto en lo que respecta a las estrategias de renta variable como de renta fija. Y, en segundo, eliminando de su gama aquellas estrategias que no aporten valor al cliente, sobre todo los denominados closet trackers, fondos que se limitan a hacer una gestión muy pegada al índice cobrando por ello comisiones de gestión activa.

Empresas

Noticias relacionadas

Lo más leído