¿Qué factores hay que tener en cuenta a la hora de invertir en emergentes?


Los mercados emergentes suponen, para muchos inversores, un refugio perfecto en el que poder guarecerse de la crisis de deuda y déficit que asola al mundo desarrollado. Sin embargo, a la hora de apostar por esta clase de mercados, tanto de manera directa como indirecta, es necesario hacer un análisis a dos niveles, tal y como asegura France Kalfon, gestora de La Française Asset Management y que a día de hoy es la encargada de dirigir el LFP EM Impact Europe, fondo que actualmente cuenta con algo más de 100 millones de euros en activos bajo gestión. 

 

“Adicionalmente a lo que supone conocer indicadores básicos como por ejemplo el PIB o la inflación, los inversores necesitan estudiar detenidamente factores más específicos, como la estabilidad del sistema financiero, las entradas y salidas de capital, el entorno regulatorio…”, asegura Kalfon. En este aspecto, “el valor añadido que aporta el gestor consiste en la identificación y selección de compañías con ventajas competitivas dentro de ese entorno y que vayan acorde con las políticas de los gobiernos locales”, indica. 

 

La gestora pone como ejemplo el caso de China. Pekín ha revisado recientemente los requisitos de reservas que tienen que cumplir las entidades financieras, inyectando liquidez al mercado y apoyando el crecimiento. Al mismo tiempo, se observa una gran disparidad en el desarrollo de las infraestructuras entre las áreas rurales y las urbanas. “Podemos deducir que las condiciones del mercado ofrecen oportunidades de inversión en compañías de construcción de carreteras, de ferrocarril y telecomunicaciones”, señala la experta.  

 

En este sentido, en la esencia del fondo que dirige está el intentar capturar el potencial de los mercados emergentes a través de la inversión en empresas europeas cuyos ingresos provengan en al menos un 20% desde países en crecimiento. Los cuatro criterios para evaluar los valores Kalfon los tiene muy claros: en una mera cuestión de valoración, crecimiento, beneficios y momentum. Todo ello con un estilo de gestión bottom-up en el que la composición de la cartera es revisada cada quince días. 

 

En su opinión, “si las empresas europeas pretenden conseguir crecimientos de sus beneficios más sólidos y sostenibles tienen que mirar inevitablemente hacia unos mercados emergentes cuyo empuje vendrá en parte por la aparición de una cada vez más incipiente clase media”. Desde finales de 2011, la gestora del LFP EM Impact Europe reconoce estar adoptando una estrategia mucho más ofensiva, dándole un mayor peso a las empresas cíclicas, sobreponderando compañías de bienes industriales y servicios, recursos básicos y tecnología. 

 

Kalfon es la primera gestora que ha participado en la nueva ventana abierta por La Française AM en la que los inversores podrán enviar sus dudas, sugerencias o preguntas a los responsables de la gestora gala a través de la dirección de email suggestions@lafrancaise-am.com. La intención de la firma es tratar de despejar las dudas de los inversores con una periodicidad trimestral. 

 

Puede consultar el one on one completo descargándose el siguiente archivo:

Lo más leído