Qué activos están caros y dónde está el valor (y los riesgos): la visión de Alantra


La macro y la micro están bien, pero la valoración de varios activos es “exigente”. Con este adjetivo describe Alantra Wealth Management y su director de Inversiones, Ignacio Dolz de Espejo, la situación actual del mercado en su último informe para clientes.

Según la firma de banca privada, “seguimos en un escenario macro positivo, con un crecimiento moderado que retrasa la aparición de la inflación y permite que la política monetaria de los grandes bancos centrales siga siendo acomodaticia”. Y en este entorno, las empresas siguen siendo capaces de hacer crecer con fuerza sus beneficios. “Sin embargo”, advierte Alantra, “la valoración de varios activos es alta, en especial los de renta fija, y puede ser desafiada por una normalización de la política monetaria o por sorpresas en inflación que hagan que el mercado reprecie la curva de tipos de interés”.

A juicio de Dolz de Espejo y su equipo, el crédito está caro en Estados Unidos y en Europa, y los bonos high yield están caros en EE.UU. y “muy caros” en Europa. No obstante, empiezan a encontrar valor de nuevo en los bonos ligados a la inflación en EE.UU. y en Europa tras la caída en las expectativas de subidas de precios y la corrección de los bonos en Europa.

Alantra califica de “principal riesgo latente” el efecto que el endurecimiento de la política monetaria de los bancos centrales pueda tener sobre los tipos en el mercado secundario o, incluso, que un repunte de unas expectativas de inflación muy bajas lleve a los mercados a repreciar la curva de tipos. A este respecto, señala, “no es tanto el efecto de los bancos centrales como el potencial para que los mercados valoren que a medio plazo los tipos deben estar más altos, lo que afectaría a la valoración de todos los activos, incluyendo el crédito y la bolsa”.

En estos momentos, la firma mantiene un peso bruto de ligera sobreponderación en bolsa con coberturas que, en neto, le hacen estar por debajo. Además, tiene poco peso en crédito y prácticamente ninguno en tipos de interés, a excepción de renta fija emergente. Por el momento, reconoce, seguirá con este posicionamiento a falta de catalizadores, aunque no descarta bajar peso en bolsa a corto plazo.

Profesionales
Empresas

Noticias relacionadas

Lo más leído