Un 2011 calentito para la Eurozona


Mientras el euro sigue temerariamente con una "fortaleza" carísima y temeraria Fitch ha elaborado este calendario para este 2011, que podéis ver al final del artículo, y que no puede prever más incertidumbre. Se trata de eventos soberanos que considera claves y que tendrán lugar (crisis geopolíticas aparte), sin dejar ni un sólo respiro para la tranquilidad de los mercados ni de la periferia europea.

Vencimientos de deuda portuguesa, española y eventos políticos y económicos del resto de PIGS (sin incluir a Italia), son los que encontramos a lo largo de este calendario, así como otros eventos relacionados con el BCE, IMF y Alemania. Un cóctel de sucesos que puede agriarse en cualquier momento, pero que sorprendentemente hasta hoy ha permitido el encarecimiento del Euro contra el resto de listos. Una guerra de divisas en la que ya advertimos que sería tonto el último. Y por el momento el último tonto es una moneda aún única y cara a la que no le faltan ni faltarán motivos económicos para caer, cada vez desde más arriba.

En los últimos días, en los que Gaddafi tensa la cuerda que paradójicamente rodea ya su propio cuello, la correlación del precio del petróleo y la cotización del Euro vs la mayoría de las principales divisas ha sido un hecho sorprendente y paradójico. Dicha correlación podría parecer significar que el dinero se refugia en la moneda única en los picos del conflicto, a modo de un flight to quality al uso, o sea el rol que venía ejerciendo tradicionalmente el USD. Pero nada más lejos. El Euro no es ni será a corto plazo un refugio ante incertidumbres geopolíticas ni energéticas, a pesar de su curiosa correlación actual. No tengo claro a quién beneficia el conflicto de Oriente Medio, pero sí que me resulta evidente que la gran perjudicada es la UE, por proximidad e influencia (o falta de ella). Los nubarrones en el horizonte de la Eurozona son excesivamente negros como para pensar en liderar ningún refugio, y la recuperación de gran parte de sus economías está a años luz de la norteamericana. Sin embargo "e pur si muove", ahí están las alzas en la cotización €/$ y demás divisas principales.

Pero la causa de esa correlación me temo que es inconfesable. Quizá la debamos buscar en manos fuertes que aprovechan para vender dólares o comprar euros que previamente vendieron a mansalva para evitar el desastre de la incompetitividad. Y justo cuando la divisa norteamericana tiende a ejercer ese papel de moneda refugio mundial es cuando se produce el efecto contrario. Precisamente en esos momentos de tensión extrema, en los que el VIX vuelve despertarse de la siesta en la que se había sumido desde el pasado verano, esas manos fuertes van a encontrar contraparte suficiente para no provocar un rally indisimulable e insostenible de la moneda única para sus quebradas economías. O sea, que cada vez que el USD sube por causas de fuerza mayor (porque la fuerza menor y sus políticos tratan de devaluarlo para ganar competitividad), algunas manos fuertes aprovechan para soltar lastre de un globo cada vez más pesado (BCE), o simplemente aprovechan la confusión y la volatilidad para ganar competitividad mediante mayores devaluaciones de facto encubiertas de su propia divisa (FED).

Clickar aquí para ver la imagen

Para acabar de "simplificar" el escenario actual, a inicios de este 2011 el discurso oficial de la canciller alemana Merkel dio un giro de 180 grados. Y pasó del "Ya basta" a un sorprendente "Alemania hará todo lo necesario para mantener la unión/estabilidad del Euro". Algo ocurrió en las pasadas Navidades. Algo que quizá nos revelarán los libros de historia o memorias de algún estadista caduco dentro de algunas décadas. Sea lo que fuere, Alemania, o mejor dicho Merkel y su renovado esbirro del Bundesbak, está dispuesta a firmar el gran cheque. Y quizá éste hecho pueda justificar ante los ojos de muchos la "fortaleza" del Euro. Pero debemos distinguir Merkel de Alemania, porque resulta difícil de creer que los votantes germanos (que no hermanos) bendigan este radical y carísimo cambio de discurso de su presidenta. No hay más que ver este calendario germano-periférico para los próximos 10 meses. Todo un campo de minas para la estabilidad de la Eurozona, la moneda única y su cotización.

Fuente: FT Alphaville

 

También os puede interesar:

Halcones o palomas en la vicepresidencia del BCE

¿Existirá el Euro dentro de 5 años?

El Euro: ¿Divisa fuerte o divisa cara?

Más información en http://twitter.com/ClusterFO

También puedes unirte a nuestra red social en Facebook y a nuestra red profesional en Linkedin

 

Profesionales

Lo más leído