Nuevo fondo de fondos vinculado a las materias primas de BBVA AM


La gestora de fondos de BBVA ha estrenado un nuevo producto, Quality Commodities, un fondo de fondos que invierte directa o indirectamente a través de otras IIC (al menos el 50% de su patrimonio) en una cartera diversificada de activos cuya rentabilidad está relacionada con las materias primas. El fondo es totalmente flexible en cuanto a los porcentajes de distribución de las inversiones por mercados, capitalización, emisores, divisas, países o tipo de materias primas subyacentes. La duración mínima de la recomendada de la inversión es de entre 5 y 7 años.

Para ello utiliza diferentes estrategias de inversión, entre las que se encuentra la toma de posiciones cortas en algunos de los activos, en función de la visión de mercado del equipo gestor en cada momento, así como en derivados negociados en mercados organizados de derivados sobre índices financieros de materias primas y sobre materias primas para las que exista un mercado secundario de negociación. La gestión toma como referencia el comportamiento del índice HSBC Global Mining TR en un 19,5%, del MSCI World/Energy en un 10,5% y del DJ UBS Commodity TR en un 70%.

Según el folleto, se contempla la gestión activa en la toma de posiciones para ganar exposición en las materias primas, pudiendo suponer esto una alta rotación de la cartera, lo que puede llevar consigo aparejado unos gastos asociados a la compra y venta de las posiciones.

Las IIC en las que el fondo invierte serán IIC serán financieras que sean activo apto, armonizadas o no pertenecientes o no al grupo de la gestora. La selección de las IIC se realizará de manera discrecional por la sociedad gestora de entre las IIC gestionadas por cualquier entidad siempre que esta muestre una gran solvencia y reconocido prestigio a nivel internacional.

La parte no invertida en activos ligados a las materias primas podrá invertirse en activos de renta fija, depósitos a la vista o que puedan hacerse líquidos en entidades de crédito de la UE o que cumplan la normativa específica de solvencia, con vencimiento no superior a un año y en instrumentos del mercado monetario no cotizados, que sean líquidos. La renta fija podrá ser pública o privada de países de la OCDE de alta y media calificación crediticia (rating mínimo BBB-).

La inversión mínima inicial es de 3.000 euros excepto para el colectivo de empleados, jubilados y prejubilados del Grupo BBVA.

Empresas

Lo más leído