Tags: Lanzamientos |

Lanzamientos: una nueva remesa de fondos llega al mercado


Para los inversores hambrientos de novedades, abril ha sido especialmente pródigo en nuevos lanzamientos. Los fondos de gestoras internacionales que han llegado al mercado español se pueden clasificar en tres categorías: activos estadounidenses, activos emergentes y estrategias de inversión responsable.

Empezando por EE.UU., la primera novedad la aporta Capital Group, al registrar en España su fondo Capital Group US Corporate Bond Fund (LUX). El fondo pretende ofrecer un atractivo rendimiento ajustado al riesgo – con un enfoque de preservación de capital- a partir de una cartera compuesta en su mayoría por bonos corporativos estadounidenses con grado de inversión. El fondo tiene un enfoque fundamental activo, basado completamente en el análisis.  De esta forma, las decisiones de inversión se toman en base a múltiples factores específicos de cada industria y de cada título.

“Para muchos inversores que se enfrentan al desafío que suponen los bajos rendimientos en sus mercados domésticos, los bonos corporativos estadounidenses con grado de inversión ofrecen una manera atractiva de acceder a rendimientos superiores sin un incremento sustancial del riesgo”, comenta Jeremy Cunningham, Director de Inversión en Capital Group. Éste destaca que el análisis bottom up empleado “resulta particularmente importante en el actual entorno de subidas de tipos de interés en EE.UU. y además se vuelve clave ahora, dado que estamos relativamente al final del ciclo en EE.UU., por lo que hay menos vientos a favor que respalden las carteras”.

La propuesta de BNY Mellon también es de renta fija estadounidense y se centra en el segmento de infraestructuras municipales. Se trata del BNY Mellon U.S. Municipal Infrastructure Debt Fund, cuyo asesoramiento estará al cargo de Standish, una de las firmas pertenecientes al modelo multiboutique de BNY Mellon. Liderará el equipo gestor Christine Todd, presidenta y directora de estrategias de seguros y deuda municipal estadounidense en Standish.

El fondo es uno de los primeros de su clase con formato UCITS. Su objetivo es generar unas rentabilidades adecuadas con un riesgo de crédito de grado de inversión mediante la inversión en bonos municipales, tanto sujetos como exentos de impuestos, emitidos para financiar proyectos de infraestructuras y sectores relacionados en EE. UU. Se trata de un mercado valorado en 3,8 billones de dólares en emisiones, con gran valor estratégico, dado que “es un área que podría experimentar un crecimiento significativo durante la presidencia de Donald Trump”.  

En tercer lugar, BMO Global AM ha presentado un nuevo fondo market neutral de su gama, en este caso con exposición a REITs americanos. Se trata del BMO US Real Estate Equity Long/Short (US RELS), que tiene como objetivo proporcionar rentabilidades positivas en todas las condiciones de mercado en un periodo de 3 años.

El fondo tiene un abordaje académico en la construcción de la cartera y en el proceso de implementación, mientras que la distribución del riesgo y decisiones estratégicas serán llevadas a cabo por Alban Lhonneur y Daniel Winterbottom bajo la supervisión de Marcus Phayre-Mudge, director de renta variable inmobiliaria. Se trata de un equipo con un fuerte historial en estrategias long/short, incluyendo el F&C Real Estate Equity Long/Short (REELS).

Ideas en emergentes

Los lanzamientos en esta categoría son tres propuestas muy diferentes. En primer lugar, la boutique asiática Mirae ha traído a España el Mirae Asset Asia Pacific Multi-Asset Income Fund, un fondo multiactivo con enfoque de generación de rentas que ofrece exposición a Asia Pacífico y cuya gestión delega en MAPS Capital Management.  

La cartera del fondo está estructurada en tres partes. En la primera, mediante un análisis cuantitativo, se construye una asignación core con enfoque de medio a largo plazo, para generar crecimiento y rentas. La segunda parte de la cartera incluye posicionamientos tácticos en valores y bonos individuales para realzar la rentabilidad. Finalmente, la tercera porción está dedicada a la gestión holística del riesgo, con la intención de que el fondo sea capaz de resistir mejor los momentos de volatilidad y ventas en el mercado.

Erste AM ha lanzado Erste Bond Emerging Markets Corporate Short Term, que invierte en renta fija corporativa emergente en divisa fuerte de menor duración (menos de tres años), con la intención de ofrecer a los inversores un posicionamiento defensivo en un contexto de tipos de interés al alza.

Se encargará de su gestión Péter Varga, que explica el atractivo de los diferenciales de estos bonos: “El diferencial de los bonos con vencimiento de uno a tres años sólo es 20 puntos básicos inferior a los de vencimiento de siete a diez años”.

Y para los que prefieren un posicionamiento de gestión pasiva, Van Eck ha lanzado un ETF que replica el índice J.P. Morgan GBI-EMG Core Index, proporcionando por tanto exposición a bonos soberanos emergentes denominados en divisa local. Es el VanEck Vectors J.P. Morgan EM Local Currency Bond UCITS ETF, que está listado en la Bolsa de Londres.

Novedades en ISR y otras estrategias

La novedad que aporta BlackRock es el Green Bond Index, un fondo que ofrece exposición bonos emitidos para financiar proyectos con beneficios directos sobre el medio ambiente (conocidos como bonos verdes o green bonds). El fondo se optimizará de modo que genere una rentabilidad que refleje la del índice Bloomberg Barclays MSCI Global Green Bond.

“Nuestros clientes están mostrando un gran interés por los bonos verdes, ya que quieren invertir de un modo respetuoso y beneficioso para el medio ambiente sin que ello conlleve cambios significativos en la asignación por sectores o en el riesgo de liquidez de sus posiciones”, comenta sobre el producto Ashley Schulten, responsable de Soluciones medioambientales (renta fija) y gestora del fondo junto a Darren Wills.

La propuesta de Lombard Odier IM es un fondo ISR de renta variable que se llama LO Funds – Global Responsible Equity. Siguiendo su propio enfoque de medición ESG, el fondo excluye las peores empresas de cada sector y trata de detectar negocios realmente sostenibles. Después, el fondo trata de minimizar su huella de carbono al centrarse en los menores emisores de carbono de cada sector, con un enfoque propio basado en el análisis de factores para filtrar sistemáticamente los mejores indicadores fundamentales financieros y empresariales, con potencial de crecimiento futuro y las valoraciones y tendencias de mercado más atractivas.

Alexandre Déruaz, Director de Renta variable sistemática, y Nicolas Mieszkalski, cogestor de carteras, se harán cargo del producto. Robert de Guigné, Director de Soluciones ESG, es responsable de la función de Asesoramiento ESG, totalmente integrada en el proceso de inversión.

La última idea es una propuesta bien distinta, de Allianz Global Investors. Es el Allianz Global Artificial Intelligence, el primer fondo de su clase en Europa (la estrategia fue lanzada originalmente en Japón, en colaboración con Sumitomo Mitsui AM y Nikko). El fondo invierte en empresas que impulsen el desarrollo de la inteligencia artificial en cualquiera de sus formas (big data, aprendizaje automático, internet de las cosas…) en todo el mundo.

El fondo será gestionado por Sebastian Thomas, gestor y responsable de análisis en tecnología para EE.UU. “El potencial de la inteligencia artificial para revolucionar industrias enteras significa que este fondo representa una oportunidad emocionante para que los inversores tengan acceso a futuras fuentes de innovación y crecimiento en todo el mercado”, comenta sobre el lanzamiento.

Profesionales
Empresas

Noticias relacionadas

Lo más leído