NCG Banco pierde 1.339 millones en el semestre por los elevados saneamientos


NCG Banco registró unas pérdidas de 1.339 millones de euros en el primer semestre del año, después de que dedicara 1.638 millones a realizar saneamientos de su cartera crediticia e inmobiliaria, principalmente, nueve veces más que en el mismo periodo del año anterior. Desde la llegada del nuevo equipo gestor, liderado por José María Castellano y César González Bueno, las dotaciones extraordinarias han ascendido a 3.688 millones, aunque todavía no han alcanzado las exigencias de los últimos decretos del Gobierno.

El margen bruto asciende a 613,1 millones, un 10,6% menos, debido a la ausencia en este ejercicio de las ventas de EDP, Brisa o Repsol, y a los peores resultados de las empresas participadas, que le suponen unas pérdidas de 41 millones, y a la mayor aportación que ha tenido que realizar al Fondo de Garantía de Depósitos (FGD).

Los gastos de explotación se reducen un 5,5% tras la reducción en el semestre de 130 oficinas y 386 empleados. En el proceso de reestructuración, se han cerrado 474 oficinas y la plantilla se ha recortado en 1.771 trabajadores.

En cuanto al balance, los depósitos cerraron con un saldo de 43.984 millones el semestre, un 5,8% menos, aunque el grueso del descenso -asegura la entidad- se debe a las partidas que responden a operatoria mayorista, es decir cédulas no negociables, cesión temporal de activos y operatoria con el Tesoro, que en el último año redujeron su saldo en 3.735 millones.

La captación de recursos de clientes minoristas presenta una reducción del 5,6% en los depósitos a la vista, en tanto que los depósitos a plazo terminaron junio en 18.791 millones.   

Lo más leído