Tags: Negocio |

MiFID aprieta el negocio de sociedades y agencias de valores, que reducen su beneficio un 34%


Las ESI (Empresas de Servicios de Inversión) han reducido sus beneficios hasta los 138,2 millones de euros en términos anualizados hasta junio, lo que supone un 34,4% menos que en el mismo periodo del año anterior, cuando creció con respecto a 2016.

Se trata de los primeros beneficios de la era MiFID, que también les afecta ya que deberán especificar las nuevas modalidades de prestación de servicios de asesoramiento en materias de inversión, concretando si se declaran independientes o no independientes, o la venta cruzada. También se incrementa la información sobre instrumentos financieros que mantienen los clientes en los intermediarios.

A ello se une también el mal comportamiento de los mercados, tanto de renta variable como de renta fija, con un entorno para nada favorable para la comercialización de producto y contratación de valores. De hecho, esta contracción de sus resultados ha sido básicamente consecuencia de la inestabilidad en los mercados financieros, se produjo tanto en las agencias como en las sociedades de valores.

Las sociedades de valores experimentaron una contracción de su actividad durante el primer semestre de 2018 que dio lugar a una reducción del 39,7% del beneficio agregado antes de impuestos, hasta situarse en 63,2 millones de euros, principalmente impulsada por la caída de ingresos por comisiones, que se situaron en 213,3 millones. Las que más disminuyeron fueron las de tramitación y ejecución de órdenes, que se situaron en 92,7 millones de euros, un 22,8% menos en términos interanuales.

Estas comisiones, a pesar de que continúan siendo con diferencia las más importantes para las sociedades de valores, han ido perdiendo peso durante los últimos años hasta representar alrededor del 44% de las comisiones totales (habían llegado a alcanzar un 70% del total en 2010).

También bajaron un 29,8% las comisiones de comercialización de IIC, hasta 28,2 millones, y las comisiones derivadas de la gestión de carteras, que alcanzaron los 7,8 millones de euros (-69,7%).

Al contrario, gracias a la entrada en vigor de MiFID, que persigue las retrocesiones, las comisiones satisfechas por las sociedades de valores se redujeron un 19,5% con respecto al año anterior, hasta 61,6 millones.

Por su parte, las agencias de valores también redujeron sus beneficios antes de impuestos un 10,7% en términos interanuales, hasta los 5,9 millones de euros en el primer semestre. A pesar de que los ingresos por comisiones netas aumentaron un 2,8% hasta los 57,3 millones de euros, el repunte de los gastos de explotación fue superior (un 7,1%, hasta los 51,5 millones de euros) y anuló todo el incremento de los ingresos. En cualquier caso, las comisiones de comercialización de IIC crecieron un 16,2% y las de gestión de carteras, un 17,4%. En cambio, las comisiones por tramitación y ejecución de órdenes se redujeron un 3,6 y las procedentes del asesoramiento en materia de inversión bajaron un 4,7%.

Noticias relacionadas

Anterior 1 2 Siguiente

Lo más leído