Medidas que están tomando las aseguradoras para invertir con los tipos en mínimos


La incertidumbre creada por las políticas proteccionistas y movimientos nacionalistas exacerbaron los movimientos del mercado y pesan en la confianza del inversor. Los bancos centrales a nivel global han ajustado sus políticas –de restrictivas de vuelta a acomodaticias-, lo que hace crecer el principal problema de los ahorradores: cómo generar rentabilidad en unos mercados que escasean. Las aseguradoras se están adaptando al entorno de “rentabilidades más bajas por más tiempo”, según concluye la última encuesta a la industria de Goldman Sachs Asset Management.  

Cambios en las carteras

A título general, el apetito por riesgo de las aseguradoras se mantiene estable con respecto al año pasado y bastante por debajo de sus máximos. Pero si profundizamos en las diferencias regionales, hay diferencias entre los inversores a un lado y otro del globo. Curiosamente, las aseguradoras de Asia Pacífico sí planean incrementar el riesgo de sus inversiones, sustancialmente más que sus homólogos europeos y estadounidenses.

Esto se debe principalmente a sus cambios de posicionamiento en renta fija. Mientras que las aseguradoras norteamericanas están reduciendo su riesgo de crédito, las asiáticas la están aumentando con fuerza. Según explica el estudio, esto es un indicador de los limitados retornos de sus respectivos bonos de gobierno.

Donde no hay diferencias regionales es en la renta variable. Todas seguirán reduciendo su exposición a riesgo en bolsa. Lo mismo ocurre con la duración, ya que con unos bancos centrales más acomodaticios en general, la tendencia de la industria es a incrementar la duración de sus carteras.

Asignación de activos

Todo lo anterior se refleja en la asignación de activos de las aseguradoras. Por cuarto año consecutivo, planean incrementar su asignación a corporativos estadounidenses de grado de inversión. También están volviendo al high yield después de recoger beneficios en 2018. Por el contrario, reducirán sus apuestas por la bolsa y bonos municipales estadounidenses. La bolsa europea y los fondos de capital riesgo también están entre los activos menos favorecidos. El desencanto con la renta variable europea es tal que el 46% de las aseguradoras ni si quiera invierte en la clase de activos.

Captura_de_pantalla_2019-05-13_a_las_12

Como comentábamos anteriormente, la búsqueda de alternativas en un mundo de escaso yield está conduciendo a los institucionales a mirar activos menos líquidos. Y es una tendencia global. El nicho donde más aseguradoras americanas y asiáticas piensan reforzarse es en private equity; las europeas, en deuda de infraestructura.

El papel de los ETF

Más de la mitad de las aseguradoras usa ETF para sus carteras, sobre todo de renta variable. Es una herramienta más extendida en Asia Pacífico, donde un 71% de las aseguradoras usan ETF, frente al 39% en EMEA. Y pese a su penetración, los fondos cotizados siguen siendo predominantemente una vehículo táctico. El 54% los usa para exposiciones a corto plazo y un 47% por eficiencia operacional. Solo para un 33% les ofrece una puerta a clases de activos core.

Empresas

Noticias relacionadas