Tags: Negocio |

Mario Díaz (Imantia Capital): “Es muy difícil encontrar una gestora que tenga ganas de cambiar”


Imantia Capital cerraba 2019 con una nueva identidad corporativa y con el objetivo de acercarse a los jóvenes con nuevas estrategias. Con más de 5.000 millones de activos bajo gestión, la mayoría de ellos en fondos con marca Abanca (uno de los accionistas de la gestora), la entidad busca acercarse a otros clientes de una forma distinta.

Después de lanzar la iniciativa de Imantia Deportistas, donde se pretendía acercar el mundo de la inversión a este tipo de profesionales, Gonzalo Rodríguez, consejero delegado de la gestora, se dio cuenta de que al final la conversación con los clientes siempre acaba igual: ¿qué hago con el dinero? Aunque cree que la iniciativa se planteo bien por parte de la gestora, manifiesta que no consiguieron el éxito deseado.

En este sentido, identifican un nicho de potenciales inversores más grande a los que ofrecerles algo diferente. “Hay 50.000 fondos en Allfunds y 25.000 oficinas bancarias, nuestra diferenciación no va a venir por producto”, resume Rodríguez. Desde su punto de perspectiva, “hay que cambiar la percepción de que ahorrar e invertir sí es importante”, siendo clave no perder de vista que el cliente busca “rentabilidad, accesibilidad y una buena administración”.

Un cambio en la forma de ver las cosas que, según Rodríguez, “solo puede hacer una empresa como Imantia”. Tal y como apunta, “los accionistas quieren invertir y que nos abramos al mundo”.

Un universo de potenciales inversores, destaca, “que no están bancarizados”. Se trata de llegar a un público joven, principalmente mujeres, que estaban lejos de los fondos de inversión. Para ello han trabajado para dar accesibilidad a este tipo de inversores bajo una nueva web, han bajado los mínimos de inversión de sus fondos a 500 euros y permiten incluso invertir con tarjeta de crédito.

Para Mario Díaz, director de Negocio, “es muy difícil encontrar una gestora que tenga ganas de cambiar” e Imantia Capital, firma a la que llegó hace mas de dos años, le ha demostrado que tiene intención de hacerlo.

A los desarrollos realizados se uneel lanzamiento de una gama de fondos que pueden cumplir los deseos y necesidades de este tipo de inversores. Con Imantia Futuro e Imantia Futuro Healthy quieren aportar a la sociedad. “Buscamos invertir en cosas que empujen al movimiento y que preocupen a la gente”, añade.

Según Díaz, hay un nuevo paradigma de cambios sociales, tecnológicos y demográficos. “Si no somos capaces de adaptarnos, el producto no vale”, subraya. Además, piensa que “si no eres capaz de integrar el big data en la gestión, el producto se muere”.

El Imantia Futuro es un fondo de renta variable que engloba temáticas como robótica, comercio on line o eficiencia energética. A través de ETF invierte en más de 15 temáticas, que se concentran en cuatro bloques: salud, mundo digital, tecnológica y sostenibilidad. El universo de inversión está compuesto por 45 ETF que, después de un proceso de big data y algoritmos matemáticos busca optimizar la rentabilidad y volatilidad, se quedan en 17. La cartera ofrece exposición global a casi 1.600 acciones y 25 países.

Por otro lado, el Imantia Futuro Healthy es otro fondo de bolsa que accede a empresas europeas y estadounidenses que ayuden a mejorar la calidad de vida durante las cuatro grandes etapas de la vida: infancia, juventud, madurez y vejez. De un universo de más de 4.000 compañías seleccionan más de 270 acciones divididas en cuatro bloques que, bajo un modelo cuantitativo, acaban incorporando a unas 70 en cartera.

Actualmente, entre los dos productos, con menos de seis meses de vida, suman más de 35 millones de euros de patrimonio.

Profesionales
Empresas

Noticias relacionadas

Lo más leído