Tags: Negocio |

Los planes futuros de la alianza estratégica entre Mapfre y Abante


Los movimientos corporativos suenan con fuerza en la industria. Los últimos protagonistas han sido Mapfre y Abante, que han firmado una alianza estratégica por la que el grupo asegurador ha comprado un 10% de Abante con el objetivo de "crear la plataforma independiente de asesoramiento financiero y distribución de productos más competitiva del mercado español". Esto al final se traduce en “aportar más valor a los clientes”, han asegurado Santiago Satrústegui, presidente de Abante, y José Luis Jiménez, director general del Área Corporativa de Inversiones de Mapfre y no por un tema "de volumen". Así, la independencia seguirá siendo clave en ambas compañías, que seguirán manteniendo sus actuales líneas de negocio y empezarán a trabajar de manera conjunta en otras.

A nivel de producto, Abante incorporará soluciones de seguro en exclusividad con Mapfre. Con respecto a la necesidad de requerir una formación adicional de sus asesores, Satrústegui ha explicado que a todos ya se les exige la certificación EFA, que permite ejercer las tareas de asesoramiento a particulares y banca privada, servicios financieros y seguros, entre otras. Eso sí, contempla la posibilidad de ofrecer formación especializada siempre que sea necesario. "El seguro y la gestión de patrimonios van a ir de la mano", ha adelantado Jiménez, que considera que "en este entorno de tipos bajos, hay que juntar a la inversión y el ahorro el sentido de la protección". Eso sí, no ha querido concretar sobre la posibilidad de que Mapfre ofrezca también productos de Abante.

Adicionalmente, ambas compañías trabajarán de forma conjunta en la creación de nuevos productos financieros alternativos, como pueden ser el capital riesgo, el inmobiliario, la deuda u otros que consideren atractivos para sus clientes. También quieren avanzar en la digitalización del servicio de asesoramiento financiero. 

Entre sus planes también está la internacionalización del modelo de banca privada de Abante a otras regiones, donde Latinoamérica se plantea como una de las primeras zonas donde poder aterrizar debido a la presencia y conocimiento que tiene Mapfre.

También se considerarán otras posibles operaciones corporativas en el mercado financiero español “en proyectos donde la mayoría del capital sea de sus ejecutivos”, ha insistido Satrústegui, que ha adelantado: "Otros proyectos del mundo del asesoramiento serán bienvenidos". De momento, Mapfre va a tener un puesto en el Consejo de Administración de Abante y tiene también el derecho a comprar otro 10% en tres años.

A partir de ahora irán perfilando todas estas ideas en un comité de coordinación, que estará compuesto por personas de ambas entidades y se reunirá cada 15 días. En paralelo, habrá grupos de trabajo específicos para cada una de las líneas de trabajo, que reportarán al comité de coordinación.

Profesionales
Empresas

Noticias relacionadas