Tags: Renta Fija |

Los mejores fondos para invertir en renta fija en 2020


En un contexto de bajos rendimientos de la deuda pública, el 2020 se presenta como otro año difícil en los mercados de renta fija, que previsiblemente estará marcado por la política de los bancos centrales. En este entorno, son dos los tipos de estrategias más recomendadas en la encuesta que anualmente Funds People realiza entre los máximos responsables de las gestoras internacionales con oficina de representación en España, sondeo que este año celebra su octava edición.

Por un lado, están las estrategias de renta fija global, fondos que delegan en el gestor la responsabilidad de moverse por el mercado para capturar las oportunidades y tratar de generar rentabilidades positivas. El 45% de los encuestados eligen una estrategia de este tipo como primera opción. Son seis puntos más que hace un año. Eso sí: cada producto seleccionado cuenta con unas particularidades muy concretas, que conviene analizar.

Por el otro están las estrategias de renta fija de corto plazo, que se mantienen un año más como el producto favorito para el 28% de los encuestados. Sin embargo, en esta ocasión, la variedad de estrategias dentro de esta tipología de producto que eligen como principal apuesta para invertir en 2020 es mayor, con fondos que centran su universo en distintos segmentos del mercado donde se puede obtener una mayor rentabilidad, entre los que están el high yield y la deuda emergente.

Del resto de productos seleccionados por los máximos responsables que participan en el sondeo destacan las estrategias de crédito europeo, elegidas por el 11% de los encuestados, así como otras más específicas, centradas en deuda subordinada o cédulas hipotecarias. Entre los fondos señalados aparece, incluso, un fondo de renta fija temático.

Siguiendo un orden alfabético, les presentamos cuáles son los fondos concretos escogidos por los máximos responsables de las gestoras internacionales como principal recomendación de inversión para el próximo año y los motivos que les han llevado a decantarse por esa estrategia:

Marta Marín (Amundi)La apuesta de Marta Marín, directora general de Amundi para Iberia, es el Amundi Funds Global Subordinated Bond. "Ante la compresión de yields en todo el universo de renta fija, la deuda subordinada emitida por compañías de calidad puede ofrecer retornos atractivos con un riguroso control del riesgo. Este fondo tiene un enfoque global y flexible con el objetivo de capturar los mejores perfiles por rentabilidad/riesgo en todos los sectores y apoyándose en las fuertes capacidades de un equipo de gestión de crédito dedicado y 43 analistas de crédito. Una gestión activa de la asignación de activos entre diferentes tipos de estructuras permitiendo ser flexibles en términos de exposición al riesgo, clases de activos y regiones.  Amundi cuenta con más de 15 años de experiencia en esta clase de activos", resalta Marín.

Beatriz Barros de Lis (AXA IM)El fondo elegido por Beatriz Barros de Lis, directora general de AXA IM para España y Portugal, es el AXA WF Global Strategic Bonds, un fondo de renta fija flexible, cauto, sin índice de referencia, cuyo objetivo consiste en aprovechar las oportunidades de mercado y centrarse en la preservación del capital en fases bajistas. "En este fondo, la gestora vuelca las mejores ideas de la casa en renta fija a nivel global. Está cogestionado por el director de Inversiones de Renta Fija de la casa, Chris Iggo. Tres son las fuentes de rentabilidad del fondo: la distribución de activos (bonos de gobierno, corporativos, inflación, high yield...), la gestión activa de la duración de la cartera y, la selección de los bonos a comprar (bond-picking). El fondo se lanzó en 2012 y es con diferencia uno de los más interesantes del mercado al medirlo por rendimiento ajustado a riesgo", apunta.

AitorJEl producto seleccionado por Aitor Jauregui es el BGF Euro Corporate Bond Fund. "Gestionado por Tom Mondelaers y Jozef Prokes, se trata de un fondo que se centra en renta fija corporativa europea invirtiendo un mínimo del 90% de su cartera en emisiones con calidad crediticia grado de inversión y pudiendo combinar con hasta un 20% en bonos gubernamentales. El fondo emplea estrategias de valor relativo para la generación de alfa y retornos constantes. Tiene un rango de duración de entre tres y siete años. Apalancándose en la plataforma de análisis de riesgos de BlackRock Aladdin, el equipo gestor identifica las fuentes de riesgo y rentabilidad de la cartera, y mantiene una volatilidad controlada. El rango habitual de tracking error está en torno a 0,7%-2%, sin exceder un máximo del 3%", subraya el responsable de BlackRock para España, Portugal y Andorra.

El producto seleccionado por Sasha Evers, director general de BNY Mellon IM para Iberia y Latinoamérica, es el BNY Mellon Global Short-Dated High Yield Bond Fund. "Está gestionado por Insight, gestora especializada en renta fija y rentabilidad absoluta. Tiene como objetivo generar una rentabilidad anualizada de 2% superior a la rentabilidad de Libor USD a tres meses durante periodos móviles de tres años. Ha generado una rentabilidad por encima de su objetivo desde su lanzamiento. La duración típica de la cartera es aproximadamente de un año. Invierte principalmente en emisiones de high yield con vencimientos cortos. La estrategia tiene una ratio de información elevada (de 1,92 desde el lanzamiento hasta el 31/07/2019) y una volatilidad anualizada baja (del 2,23% durante tres años hasta el 31/07/2019). Tiene un enfoque de preservación de capital con hincapié en evitar impagos aprovechando todos los recursos de Insight en el análisis de crédito. Gestiona de forma activa la asignación a sectores y por países. Tiene un enfoque global sin restricciones, planteamiento que ofrece un universo más amplio de oportunidades", explica.

MarioyArrietaLa pregunta que, según Mario González y Álvaro Fernández Arrieta, se hacen muchos inversores es: ¿dónde encontrar valor en renta fija en el entorno actual? Tal y como explican los directores de desarrollo de Negocio de Capital Group para España y Portugal, "la estrategia de Capital Group Global High Income Opportunities, con 20 años de histórico, se centra en la parte high yielding de renta fija. Es un fondo income que, sin consumo de capital, ha generado de manera natural un income cercano al 7% desde su lanzamiento. Invierte de manera activa y diversificada en el universo de high yield global y en todo el mundo de deuda emergente. En sus 20 años de histórico solo ha tenido cuatro años con rentabilidades negativas (dos de ellos casi planos). Sin uso de derivados, sin cajas negras, con aproximadamente un tercio de la cartera en grado de inversión y sin ir a universos ilíquidos de renta fija el fondo es una solución sencilla de entender y probada para aquellos inversores que quieran poner su cartera de renta fija a trabajar".

Captura_de_pantalla_2016-12-12_a_las_21En renta fija en DWS son optimistas con la deuda corporativa con grado de inversión de la eurozona. "En primer lugar, porque los bajos tipos de interés favorecen un menor coste financiero en las empresas y por otro porque el BCE ha relanzado su plan de compras mensual de bonos. Favorecemos más los plazos inferiores a 36 meses por su mayor certidumbre, y evitamos el riesgo divisa no euro que podría hacer variar la potencial ganancia, a favor o en contra. Para ello, recomendamos el DWS Invest Short Duration Credit que en 2019 a mediados de noviembre acumulaba una rentabilidad del 2,5% con una volatilidad que quedó contenida por debajo del 2%. Si estamos certeros en nuestras previsiones es un fondo que debería arrojar retornos positivos en 2020, mientras que, en caso de recortes, su corto plazo y calidad crediticia deberían funcionar como colchón que amortigüe caídas", destaca Mariano Arenillas, responsable de DWS para Iberia.

El producto de renta fija seleccionado por Sebastián Velasco como primera opción de inversión de cara al próximo año es el FF - Global Short Duration Income Fund, una estrategia que invierte tanto en high yield como en deuda corporativa con grado de inversión a nivel mundial, pero manteniendo una calificación media en la cartera de investment grade con una duración máxima de tres años. "El objetivo para 2020 de su estrategia sin restricciones y enfocada a las rentas es lograr una rentabilidad de calidad de forma eficiente desde el punto de vista del riesgo, más que simplemente obtener rentabilidad a cualquier precio", resalta el director general de Fidelity International para España y Portugal.

El fondo seleccionado por Lucía Catalán es el GS Euro Short Duration Bond Plus, producto que cuenta con una duración media de dos años y que, según la directora general de Goldman Sachs AM para Iberia y Latinoamérica, "puede proporcionar diversificación al invertir en una gran variedad de sectores de renta fija de alta calidad en euros a corto plazo, reduciendo el riesgo general de la cartera al tener una menor sensibilidad a los tipos de interés y potencialmente una menor volatilidad que estrategias de más larga duración. La mayor parte de la cartera invierte en bonos gubernamentales y corporativos con rating grado de inversión, pudiendo destinar hasta un 10% a bonos high yield y deuda de mercados emergentes. Uno de los grandes diferenciadores es el enfoque de inversión de equipo. Son más de 290 profesionales los que se especializan en la generación de ideas, análisis fundamental y estrategias macro. Los gestores confían en los especialistas de los distintos sectores a la hora de generar sus mejores ideas. Destaca también su capacidad en la selección de los bonos corporativos, tratando siempre de mantener una posición por debajo del 2,5% para mantener una cartera diversificada y ajustada al riesgo".

El producto de Íñigo Escudero es el Invesco Belt & Road Debt Fund. En opinión del director de Ventas y Servicio al Cliente de Invesco para Iberia y Latinoamérica, una de las oportunidades potencialmente más atractivas de cara a 2020 es la iniciativa Belt & Road, impulsada por China y que pretende mejorar la conectividad de la antigua Ruta de la Seda, que incluye 68 países de Asia, Europa, Oriente Medio y África. "Ya se han iniciado más de 2.000 proyectos de infraestructuras y se estima que solo China está invirtiendo unos 200.000 millones de dólares anuales. Es el primer fondo de renta fija temático que ofrece exposición directa a esta oportunidad. Invierte en bonos gubernamentales (en dólares) y bonos corporativos con grado de inversión y high yield de emisores que se beneficiarán del incremento del capital y flujos comerciales catalizados por la RBI. El fondo pretende obtener un rendimiento de la cartera del 7% anual combinando el análisis top-down y bottom-up, con un enfoque flexible y activo, sin estar condicionado por ningún índice. Busca limitar la volatilidad al 6% anual  durante la mayor parte del tiempo, excluyendo de la cartera los países con peores calificaciones ESG".

El producto de renta fija con el que se quedaría Javier Dorado, director general de J.P.Morgan AM para España y Portugal, es el JPMorgan Funds- Income Fund. "Es un fondo de mejores ideas de inversión en renta fija global que busca generar una TIR atractiva con una volatilidad moderada, que invierte en todos los activos de renta fija de manera flexible y en el que cuenta, además, con la posibilidad de tener una distribución de rentas predecible y constante. El equipo gestor utiliza la asignación sectorial dentro de este amplio universo para maximizar la TIR, a la vez que se reduce el  nivel de riesgo de la cartera a través de una elevada diversificación. El resultado es una cartera más equilibrada con una menor volatilidad que la de los sectores subyacentes en solitario. En un entorno como el actual el fondo constituye una buena alternativa para las carteras con una TIR atractiva y baja volatilidad", señala.

Javier Mallo, responsable de Legg Mason para España y Portugal, cree que el universo de renta fija seguirá proporcionando rendimientos en los próximos meses a los inversores, siempre y cuando se cumplan unas premisas: gestión activa, inversión global y máxima flexibilidad en una estrategia sin restricciones. "Todo ello se encuentra en el Legg Mason Western Asset Macro Opportunities Bond, fondo cuyo gestor principal, Ken Leech, cuenta con más de 40 años de experiencia en la industria. El fondo tiene la capacidad de invertir en todo el universo de renta fija y su duración también es altamente flexible (puede oscilar entre -5 y +10 años), lo que permite capturar las mejores oportunidades independientemente de la situación de mercado en la que nos encontremos", subraya Mallo.

La apuesta de Ignacio Rodríguez Añino es el M&G (Lux) Optimal Income. "Este fondo de renta fija flexible cuenta con un comportamiento histórico muy sólido, impulsado por la trayectoria de su equipo gestor que lidera desde 2007 Richard Woolnough. Esta flexibilidad permite al equipo gestionar de manera muy activa elementos tan importantes en un fondo de estas características como son la duración, los movimientos de la curva, su exposición de manera selectiva a divisas y diferentes sectores del universo de bonos corporativos y gubernamentales. Gestionar de manera activa y sin restricciones será clave en los próximos meses, tal y como lo ha sido durante 2019, para proteger el capital y capturar las oportunidades del mercado de manera rápida y eficaz en los próximos meses", destaca el responsable de M&G Investments para España, Portugal y América Latina.

almudenaA juicio de Almudena Mendaza, directora de Ventas para Iberia de Natixis IM, el mercado de deuda corporativa emergente suele presentar un mayor número de ineficiencias en sus valoraciones al estar éstas desalineadas con las de las empresas, lo que empuja a las compañías a compensar a los inversores con una prima de riesgo superior en relación con su tasa de impago real. "En este contexto, el Loomis Sayles Short Term Emerging busca capturar la prima de riesgo de los mercados emergentes, concentrándose en deuda corporativa de corta duración. La rentabilidad de la cartera a vencimiento es actualmente superior al 4%. La gestión activa otorga al fondo flexibilidad para adaptarse a un mercado cambiante y su orientación value se basa en perseguir rendimientos atractivos ajustados al riesgo sobre una construcción disciplinada de la cartera y un objetivo de volatilidad del 1,5% al 3%. El resultado es una estrategia que se enfoca en la preservación de capital".

La elección de Laura Donzella es el Nordea 1 European Covered Bond Fund y su versión de corta duración, el Nordea 1 Low Duration European Covered Bond Fund. A juicio de la directora de Ventas para Iberia y Latinoamérica de Nordea AM, "en el escenario actual de tipos bajos, las inversiones de menor riesgo afrontan serias dificultades para ofrecer leves retornos positivos, si por ejemplo seguimos un enfoque de comprar y mantener, intentando obtener el mayor cupón o indexándonos a un índice. Sin embargo, en este escenario, la gestión activa juega un papel decisivo. Las oportunidades de valor relativo están tan presentes en mercados con tipos negativos, como con tipos altos. En Nordea permanecemos fieles a nuestra oferta de inversiones seguras: la gestión de covered bonds de forma activa y dinámica es nuestra virtud y fortaleza a la hora de generar alfa. Nuestras carteras de covered bonds adaptan la exposición de nuestra estrategia de covered bonds europeos, ofreciendo soluciones con una duración y riesgo ajustada. Estas soluciones ofrecen inversiones de alta calidad combinadas con una atractiva rentabilidad que solamente un gestor activo puede aportar a la cartera".

Gonzalo Rengifo (Pictet AM)En renta fija, Gonzalo Rengifo no ve valor en bonos de mercados desarrollados, aunque considera que siguen existiendo oportunidades. "Puede ser conveniente una estrategia de rentabilidad absoluta como el Pictet-Global Fixed Income Opportunities, que mantiene un enfoque global flexible sin limitaciones, en todos los sectores de renta fija, mercados desarrollados y emergentes, diversificando tipos de interés, diferenciales de rentabilidad a vencimiento en crédito y divisas, tratando de aprovechar oportunidades de valor relativo y volatilidades. El fondo tiene objetivo de rentabilidad anual de 6% al 8% sobre efectivo en términos brutos a medio y largo plazo. Denominado en dólares, dispone de clases con cobertura en euros.  Puede resultar atractivo para inversores en renta fija dispuestos a aceptar mayor nivel de riesgo con el fin de obtener rentabilidades superiores", apunta el director general de Pictet AM para Iberia y Latinoamérica.

Ana Claver (Robeco)Ana Claver, responsable de Robeco para España y Chile, se queda con el RobecoSAM Euro SDG Credits. "El universo de inversión de RobecoSAM Euro SDG Credits integra el impacto positivo en los ODS, pasando a ser un universo best in class de impacto. Nuestro reporte de impacto es de los mejores en la industria. Podemos clasificar la cartera por objetivos ODS en cinco categorías de impacto, medir la huella medioambiental de la cartera a través de cuatro dimensiones (emisiones de CO2, consumo energético, uso de agua y generación de residuos), o analizar la cartera por las tres dimensiones: sociales, ambientales y de gobierno corporativo frente a su índice. RobecoSAM Euro SDG Credits tiene track record desde 2011 y gestiona activos por más de 1.000 millones de euros", destaca Claver.

Según Carla Bergareche, en este contexto de bajo rendimiento de la deuda pública (incluso con muchos en territorio negativo), extraer rendimiento de las fuentes tradicionales se ha convertido en un reto. "El Schroder ISF Global Credit Income busca generar un rendimiento estable (del orden del 5% anual en dólares) invirtiendo en todo el espectro de crédito global. El fondo, gestionado por el reconocido Patrick Vogel y su equipo de más de 40 analistas de crédito, se gestiona de manera activa, sin restricciones respecto a un índice de referencia y en base a unas temáticas de inversión que ayuda a dirigir la selección individual de títulos. Presta especial atención a la gestión de riesgos, con un objetivo de minimización de caídas", indica la directora general de Schroders para España y Portugal.

Álvaro Cabeza (UBS AM)De acuerdo con Álvaro Cabeza, "en 2020 el escenario para el mercado de renta fija seguirá siendo muy complicado, marcado por un entorno de ralentización económica global, guerras comerciales, inestabilidad política en muchos lugares del planeta y en el que los bancos centrales se han quedado prácticamente sin herramientas de política monetaria con las que dinamizar la economía. Ante esta perspectiva, apostamos por el enfoque flexible en renta fija del UBS Global Dynamic Bond, un fondo flexible y con capacidad para adaptarse a diferentes entornos de mercado. Esta estrategia trata de encontrar oportunidades en cualquier sector de la renta fija a nivel global, gestionando la duración de forma muy activa, y con unos parámetros de inversión lo suficientemente amplios pero a la vez bien definidos", resalta el responsable de Ventas de UBS Asset Management para Iberia.

Profesionales
Empresas

Noticias relacionadas

Lo más leído