Los inversores minoristas británicos apuestan por la gestión más defensiva


La crisis de deuda europea está arrojando a los inversores en brazos de los productos más defensivos, incluso en zonas menos afectadas como Reino Unido. Según los datos de IMA, los productos de gestión más cauta lideraron en abril el ránking de ventas minoristas en el país por primera vez desde noviembre de 2007. Con todo, abril fue el mes con mayores entradas de capital por parte de los inversores retail en lo que va de año.

Así, las entradas para los productos más conservadores lideraron el ránking, debido a las preocupaciones sobre la estabilidad europea que se traducen más en los mercados de renta variable, evitados por los inversores, un sector que se encuentra fuera de las cinco categorías mejor vendidas. En general, los bonos fueron el activo más demandado, con entradas de 629 millones de libras entre los minoristas, cifra que supone el 27% de las ventas, frente a las suscripciones de 412 millones en fondos de bolsa, el nivel más bajo en 12 meses. Los fondos mixtos captaron 434 millones de libras.

En el caso de que se atrevan con la renta variable, los inversores británicos apuestan por la morteamericana, número seis en el ránking por captaciones, frente a las acciones de Reino Unido, cuyos fondos sufrieron los reembolsos netos más fuertes de todos los grupos entre los inversores minoristas.

En total, las entradas hacia todos los sectores sumaron 2.300 millones de libras en abril, lo que supone un incremento frente a los 2.100 millones captados el año pasado y el mejor mes desde noviembre de 2009. El nivel de ventas, contrasta, según IMA, con lo ocurrido en 2008, año que registró reembolsos en cuatro meses y cuando la media de captaciones minoristas suponía menos de una sexta parte del actual nivel, situándose en tan sólo 318 millones de libras.