Los inversionistas latinoamericanos consideran que sus carteras no están preparadas para un potencial entorno de mercados alcistas


“Dos tercios de los inversores mundiales han reducido su confianza en los mercados debido a las turbulencias de los últimos tiempos, una proporción similar a la que se ha dado cuenta de que ha de reaccionar y afrontar la tormenta”, señala el estudio. Esto responde a la creciente necesidad de los inversionistas de asumir más riesgo, diversificar las carteras y considerar nuevas formas para alcanzar sus objetivos.

Goblamente encontramos que el 68% de los inversionistas consultados afirma que la volatilidad ha erosionado su confianza en los mercados. De este total, el 40% los inversionistas latinoamericanos consideran que esto tendrá un impacto negativo en sus inversiones y ahorro de cara a la jubilación. Cifra que supera la media global del 37% que así lo cree.

Por esta razón, los inversionistas latinoamericanos (el 83%, la cifra más alta por regiones) están cada vez más interesados en instrumentos que ofrezcan retornos descorrelacionados con los mercados de otras partes del mundo. Además, el 58% considera que es necesario tener en cartera con una buena diversificación. La segunda mayor cifra por regiones, superada por Estados Unidos (el 64% está de acuerdo), y por encima del 50% global que así lo considera.

El caso de los alternativos

Asimismo, la mayoría de los inversionistas latinoamericanos (60%) cuestiona la efectividad de las estrategias de comprar y mantener. Algo que tienen en común con el 56% de los encuestados a nivel global. Asimismo, la cifra son prácticamente idénticas cuando analizan que sus carteras no están preparadas actualmente para aprovechar un potencial entorno de mercados alcistas. En total, el 66% de los inversores globales consideran necesario cambiar los métodos de inversión, al considerar que los modelos tradicionales basados en una cartera de bonos y acciones, principalmente, ya no son la mejor opción para cumplir los objetivos a largo plazo.

Así las cosas, la inversión en alternativos gana adeptos, siendo muy populares entre los latinoamericanos. Actualmente, el 29% de los encuestados de esta región confirman que invierten en estos productos (la tercera más baja, después de Europa y Reino Unido), y el 36% están dispuestos a incrementar su asignación a fondos de este tipo. Sin embargo, el 88% es consciente de que es necesario aprender su funcionamiento antes de invertir. Sin embargo, el 70% de los encuestados latinoamericanos consideraría incluir alternativos a sus carteras si su asesor se lo recomienda.

Otro dato interesante de la encuesta es que, en términos globales, sólo el 17% de los encuestados indicó que tiene un conocimiento financiero sólido. Por regiones, Latinoamérica registró la cifra más baja, donde este colectivo apenas representa el 10% de los encuestados.

Noticias relacionadas