"Los hedge funds pueden poner en peligro la marca UCITS"


El uso del formato UCITS para lanzar productos con estrategias de hedge funds puede suponer un riesgo para la venta de fondos europeos en el exterior y para el uso del vehículo fondo dentro de las soluciones europeas de pensiones y de ahorro a largo plazo. Así lo cree Jean-Baptiste de Franssu, presidente de EFAMA y consejero delegado de Invesco Continental Europe, que ofreció ayer una rueda de prensa durante el Fund Forum International 2010 de Mónaco. “Tenemos un formato europeo de gran éxito. Pero los hedge funds UCITS lo pueden poner en peligro. Es la primera vez que tenemos un riesgo tan directo para la marca UCITS”, señala.

De Franssu ya había expresado recientemente su preocupación sobre este asunto. Afirma que 30% de las ventas de fondos UCITS (las que se realizan fuera de Europa) pueden estar en peligro. “Me pregunto si no se está haciendo un uso indebido de un vehículo pensado para el inversor particular. Y es que los hedge funds con pasaporte pueden dañar las exportación de fondos UCITS. Varios reguladores asiáticos han hecho ya preguntas sobre estos productos. No se sienten cómodos con el uso que se está haciendo de la directiva sobre activos aptos. El éxito de la marca UCITS es enorme y no podemos ponerlo en peligro”, añade el presidente de EFAMA.

A De Franssu también le preocupa que los hedge funds UCITS puedan tener un impacto negativo sobre el uso de fondos en vehículos de ahorro para la jubilación. “UCITS es uno de los mejores receptáculos para las pensiones en Europa gracias a su pasaporte. Puede servir como producto base para la construcción de soluciones para el ahorro a largo plazo. Pero el gran riesgo que tenemos es que UCITS derive hacia una solución demasiado sofisticada. Para las pensiones necesitamos productos simples y fáciles de entender. Nos arriesgamos además por una parte muy pequeña del negocio. ¿Por qué lo hacemos? Para complacer a un grupo pequeño de personas. Y el riesgo es que los políticos no quieran que UCITS sea el producto que esté en las pensiones”, dice.

De Franssu explica cómo surgió el interés de los gestores de hedge funds por el formato UCITS. “Cuando salió la propuesta de la directiva europea sobre gestoras alternativas, los hedge funds se pusieron nerviosos y vieron que podían verse arrinconados. De repente, se plantearon una solución: llevar al límite la directiva sobre activos aptos para poder disfrutar del pasaporte europeo. Tienes por tanto entidades que no están interesadas en lo que la marca UCITS significa, sino que sólo quieren poder usar el pasaporte para vender en Europa”.

Pero el presidente de EFAMA considera que hay soluciones a la vista. “Esperamos que parte de la solución venga de la directiva sobre gestoras alternativas, que los hedge funds no necesiten el pasaporte. Pueden tener un pasaporte propio a través de la directiva. Otra solución es dar más transparencia y más claridad en los mecanismos de distribución. Hará falta seguramente una combinación de estas opciones”, comenta.

El también consejero delegado de Invesco Continental Europe se muestra crítico con el contenido y la forma en que se ha tramitado la directiva sobre gestoras alternativas. “La directiva surge de una cadena de equivocaciones. La Comisión Europea la creó sin consultar al sector como siempre hace, debido a las presiones de los gobiernos de Francia y Alemania. Luego, la actitud de la comunidad de hedge funds no ha sido nada constructiva. Ellos tienen una responsabilidad muy grande por haber bloqueado el proceso. Si tuviéramos aprobado el texto de marzo, estaríamos mucho mejor que con el borrador que tenemos hoy. Una cosa es ladrar todo el día y otra es ser constructivo. No sé cuándo puede salir la directiva. Hay presiones para que salga. Pero el parlamento europeo quiere demostrar que tiene más poder para influir en la legislación”, comenta De Franssu.

Lo más leído