Los gestores podrán arbitrar las acciones de clase A y H de la bolsa china


Según recoge la agencia Bloomberg, las autoridades chinas han aprobado las ventas en corto y los futuros sobre el índice. Ambas posibilidades estarán al alcance de los ciudadanos chinos y de las 94 entidades internacionales autorizadas por el Gobierno para operar en el mercado continental. De esta forma, se abre un mundo nuevo para los gestores de renta variable asiática que podrán no sólo adoptar posiciones bajistas, sino arbitrar entre las acciones de clase A y las de clase H.



Aunque muchas compañías chinas cotizan en ambos tipos de acciones, las de clase A lo hacen en la bolsa de Shangai y sólo son accesibles para los inversores chinos y los QFII (inversores institucionales extranjeros que han obtenido una licencia especial); en cambio, las acciones de clase H cotizan en Hong Kong y son las que están al alcance del inversor extranjero. El hecho de que un mercado esté prácticamente cerrado al mundo exterior mientras que el otro está globalizado hace que ambos tipos de acciones evolucionen de forma muy distinta, dejando un gran campo de actuación para el arbitraje. Según datos de Bloomberg, el índice de compañías chinas de la bolsa de Hong Kong cotiza con un descuento del 38% y valores como China Petroleum, cuyo PER es de 17,3 veces en Hong Kong, valen el doble de su precio en Shangai (38,5 veces).

Lo más leído