Los fondos solidarios donan entre el 0,25% y el 0,7% de sus activos a buenas causas


En esta época del año, las actividades altruistas se multiplican y todos sacan su lado más solidario. La solidaridad también es cosa de algunos fondos de inversión. En España hay unos seis productos, en su mayoría fondos mixtos de renta fija, que se autodenominan solidarios, porque ceden una parte de la comisión de gestión (calculada como porcentaje sobre el patrimonio) a una organización sin ánimo de lucro, fundación u organismo similar con fines muy diversos. Dicha aportación oscila entre el 0,25% de los activos del fondo de este tipo de Espírito Santo y el 0,7% del fondo solidario de la gestora de BBK, que ahora depende de Kutxabank.

Según Alberto Juanes Chalhoub, director Comercial-Redes de Distribución de Espírito Santo Gestión, estos fondos van dirigidos a todo tipo de clientes pero reconoce que "en la mayoría de las ocasiones se trata de inversores institucionales que pueden ser más sensibles por su propia actividad”, como fundaciones, otros fondos de inversión u órdenes religiosas. Pero también se venden entre particulares sensibles con estos temas. “En España estos fondos no gozan de tanta popularidad como en otros sitios”, dice Juanes, y además cree que además el contexto de crisis favorece poco estas causas.

Además de Espírito Santo Gestión o BBK, las gestoras de Sabadell, Santander y BBVA también son activas y tienen entre su oferta fondos solidarios. BBVA AM cuenta entre su oferta con BBVA Solidaridad, fondo de renta fija mixto que dona el 0,55% anual del patrimonio a la ONG que elige el partícipe de una lista que aparece en el folleto. En el caso del Santander Solidario Dividendo Europa, el porcentaje es del 0,4% anual sobre el patrimonio. El importe donado por este último en lo que va de año (con datos hasta el día 30 de septiembre) asciende a 27.241 euros.

ESAF Global Solidario, de Espirito Santo Gestión, es un fondo global que, según el folleto, dona desde su lanzamiento en 2009 el 0,25% del patrimonio gestionado a algunas entidades que deben ser coherentes con la doctrina social de la Iglesia católica y respetar en su actividad la dignidad de la persona, y que cambian con el tiempo. El fondo tiene un patrimonio de cuatro millones de euros.

Fondos solidarios... y éticos

Dentro de la oferta de fondos solidarios también hay productos que aúnan esta característica con la de la ética. Por ejemplo, el Sabadell BS Inversión Ética y Solidaria es un producto de renta fija mixta en euros que, bajo los criterios éticos de su composición, cede parte de su comisión de gestión a causas solidarias, el equivalente al 0,35% de su patrimonio. SabadellUrquijo Banca Privada también promueve una sicav, Urquijo Cooperación, que cede el 50% de su comisión de gestión (del 1,2%, con lo que la cesión está en torno al 0,6% sobre los activos del fondo) a ocho iniciativas solidarias. Se trata de un vehículo de inversión global que aúna la gestión profesional de inversiones elegidas con criterios de inversión éticos.

También mezclando los criterios éticos y solidarios, el BBK Solidaria, de la gestora de BBK ahora perteneciente a Kutxabank, es un fondo de renta fija mixto que invierte su cartera atendiendo a criterios financieros tradicionales, pero también a criterios éticos y de responsabilidad social corporativa, tanto en la parte de renta fija (invierte en fondos de microcréditos en el Tercer Mundo) como variable (en índices sostenibles), según establece un comité. Su comisión de gestión es del 1,5% y se desglosa de forma que la gestora percibe el 0,8% y el restante 0,7% sobre el patrimonio se dona a la Fundación BBK Solidarioa. El fondo se distribuye en toda la red comercial de Kutxabank, según explican en la entidad.

Pero no todos los fondos han mantenido su perfil solidario. Entre los que van a liquidarse está el BMN Ético y Solidario, antes Fonpenedes Etic i Solidari, mientras el anterior Bankinter Solidaridad ha sido absorbido por Bankinter Sostenibilidad, que fue relanzado en agosto de 2012 y que ya no cede parte de la comisión a nigún fin social. Ahora es un fondo de renta variable global que invierte en compañías incluidas en índices sostenibles y éticos. También BNP Paribas Fondo Solidaridad se ha fusionado con el fondo Compromiso Fondo Ético, y ha perdido, como consecuencia de la fusión, su carácter solidario.

Según explica Juan Ramón Caridad, responsable de Swiss&Global Spain, dentro del universo de la inversión social conviene diferenciar entre cuatro tipos de fondos. Los fondos éticos tienen un sesgo de exclusión por el cual se decide dejar fuera del universo de inversión compañías de ciertos sectores, los fondos de desarrollo sostenible tienen un enfoque de "best in class" por el que se seleccionan las mejores compañías atendiendo a ciertos criterios y los fondos solidarios ceden una parte de su comisión a ONG u organismos sociales. Por último, los fondos temáticos o verdes centran su inversión en compañías relacionadas con la energía limpia o el cambio climático.

Las causas más nobles

Las causas a las que destinan el dinero los fondos solidarios españoles son diversas. En Sabadell, lo donado por el fondo se ha querido destinar en 2012 al proyecto Cáritas por el empleo, de Cáritas Española, mientras la sicav ha donado su parte a proyectos de nutrición, empleo, educación y sanidad. En el caso del fondo de BBK, ha ido a Fundación BBK Solidarioa, absorbida por la Fundación BBK y gestionada por un comité ético que decide en cada momento los proyectos de destino, normalmente relacionados con la exclusión social. En el fondo de Espírito Santo Gestión, donde los beneficiarios cambian, las entidades son la Fundación Barraquer, que ofrece asistencia oftalmológica a colectivos del Tercer Mundo y está centrada en combatir las cataratas, y la Fundación Johan Cruyff, que ayuda a niños con discapacidad a través del deporte. En el año ha donado cerca de 10.000 euros.

El fondo de BBVA permite elegir entre varias ONG asociadas al proyecto: Acción contra el hambre, ACNUR, Anesvand, Cáritas Españolas, Cruz Roja Española, Cooperación internacional, F.A.D., Fe y alegría, Intervida, Mensajeros de la paz, Save the children, Movimiento por la paz, el desarme y la libertad (MPDL) y las fundaciones Cesal, Centro Académico Romano, Desarrollo Sostenido, De Solidaridad Compañía de María, Hermanos Amparo y Eloy Rodado Leal (AEVOL) y Promoción social de la cultura. El fondo de Santander cede parte de la comisión a Acción contra el hambre, Aldeas Infantiles, Asociación Española contra el cáncer, Ayuda en Acción, Cáritas Española, Cruz Roja Española, F.A.D., ISCOD, Manos Unidas, Medicus Mundi, OMP-Domund, Save the children, Solidaridad Internacional y las fundaciones Codespa, Entreculturas Fe y alegría, Hospitalaria de la Orden de Malta, ONCE y María Josefa Recio.

Profesionales
Empresas