Tags: Renta Variable |

Los fondos que invierten en fintech ganan casi el doble que los que optan por los bancos tradicionales


El sector financiero lleva años defenestrado en las carteras de los inversores profesionales ante el estrangulamiento que los tipos bajos de interés están provocando en sus balances. Sin embargo, no todas las empresas ligadas al sector financiero están notando esta falta de apetito por parte de los inversores y de hecho, hay un tipo de financieras que están consiguiendo el beneplácito de un mercado que las está premiando en bolsa con ganancias de doble dígito.

Se trata de las llamadas fintech y su éxito se nota por ejemplo en que los fondos de inversión que invierten este híbrido de empresas tecnológicas y financieras acumulan este año casi el doble de rentabilidad que la que consiguen los fondos que invierten su cartera en valores financieros más tradicionales. En concreto, según los datos de Morningstar al cierre de mayo, los primeros rebotan de media un 21,3% frente al 12,3% que logran los segundos. La clave de este buen comportamiento no es solo el carácter de fondo temático que presentan, con lo bien que se están comercializando este tipo de fondos últimamente, si no que su correlación con el sector tecnológico es mucho más alto que el que tienen con el financiero.

Nombre Rentabilidad 2019 (en %)
AXA World Funds Fram Fintech I USD Cap 18,72
BGF FinTech Z2 USD 24,02
Fintech Income SICAV 7,48
Robeco Global FinTech Equities I $ 25,59
Wellington FinTech S USD Unhedged Acc 30,85

Fuente: Morningstar Direct. Datos a 29 de mayo. Solo se incluyen las clases más antiguas para su venta en España

Así lo confirma Patrick Lemmens, gestor principal del Robeco Global Fintech Equities, uno de productos que mejor comportamiento está teniendo este año con una rentabilidad del 25,6% y el más grande por patrimonio. “Las valoraciones actuales no nos preocupan. Mi mayor riesgo para este fondo es que hasta una gran corrección en el sector tecnológico ya que el 60% de la cartera es tecnológica y el 40% financiera”. Este fondo, que se presentó a inversores en el marco de la iniciativa Innovation Lab de la gestora holandesa, es una especie de spin off de otro producto de la casa como es Robeco New World Financials Equities , con Sello Funds People 2019 por su calificación de Blockbuster, que ya incorporaba esta tendencia en su cartera, y para su gestor cuatro son las convicciones que le llevan a defender la idoneidad de tener un fondo centrado exclusivamente en las fintech.

La primera es que el pago con cash, que hoy supone el 95% de las transacciones caerá a niveles del 80% a corto plazo, el segundo es que la digitalización que se está produciendo en el mundo financiero abrirá la puerta al mundo financiero a buena parte de la población de mercados emergentes- de hecho, está convencido que la parte de la cartera en compañías asiáticas no harinanciero abrirá la puerta a un lazo-   y la tercera gran convicción es que el desarrollo el futuro de las fintech ( y de los bancos) pasa más por relación de alianzas que por algo disruptivo.

Una idea que también defiende Francisco Arechaga, profesor del Programa Especializado en Blockchain del IEB. “Las grandes empresas siempre descuidan sus clientes de menos valor o nuevos mercados porque aun no son significativos. Es precisamente por ahí donde se cuelan las fintech con sus productos tecnológicos. Lo más eficiente creo que es empezar a monitorizar ese flanco, y a todas las que despunten, comprar o colaborar”, afirma.

El impulso del M&A

De hecho, uno de los motores del buen comportamiento que están teniendo las fintech es precisamente su potencial en lo que a operaciones corporativas se refiere y no solo por parte de los bancos sino también de grandes tecnológicas como demuestra el hecho que durante 2018 se cerraron un total de 2.196 operaciones por un valor de 111.800 millones de dólares, el doble que en 2017, según el informe de KPMG The pulse of fintech.

Sin embargo, lo complicado es diferenciar entre las fintech exitosas de aquellas que mueren de éxito y, sobre todo, identificar a aquellas compañías que realmente tienen en su ADN ese componente de fintech. “Para seleccionar la cartera miramos compañías cuyos ingresos vengan al menos en un 25% de su negocio fintech y que sea ese sesgo lo que cotiza en bolsa como se vio en el caso de Pay Pal cuando se desprendió de su matriz Ebay”, afirma Lemmens. De ahí que no tengan compañías como Apple o Amazon en cartera a pesar de los pinitos que están haciendo en el sector financiero.

Por el contrario, sus principales posiciones se encuentran en Pay Pal, Ss&C Technologies Holdings Inc o Rakutan. La plataforma de pagos figura también como primera posición de la cartera de Wellington FinTech S USD Unhedged Acc, un producto lanzado a finales del año pasado y que solo en lo que va de año gana un 31%. Según explica su gestor, Bruce Glazer, el fondo " se concentra en aquellas compañías que obtienen al menos el 80% de sus ingresos del sector fintech, lo que os deja un universo de aproximadamente 150 potenciales empresas. Es probable que la evolución de esta industria sea gradual pero duradera en el tiempo y pensamos que los temas de crecimiento secular que impulsan la revolución fintech merecen un enfoque a largo plazo".

Además en el caso de los fondos que invierten en fintech su buen comportamiento en bolsa también ha ido acompañado de unos flujos positivos. Según los datos de Morningstar, las clases más antiguas de los fondos que se venden en España cuentan con suscripciones netas por valor de 30 millones de euros. Por el contrario, los fondos que invierten en el sector financiero más tradicional acumulan reembolsos por valor de 364 millones de euros.

 

Profesionales
Empresas

Noticias relacionadas

Lo más leído