Los altos patrimonios aumentan posiciones en liquidez, renta fija, inmuebles y oro


La vivienda de primera calidad es una parte fundamental de las carteras de los altos patrimonoos, que en 2011 incrementaron su asignación a inmuebles en un 19%. Además de este apartado, los activos que más popularidad ganaron fueron los bonos (cuya asignación subió el 65%) y la liquidez (un 60% mayor que en 2010). También lo hicieron el oro, en un 40%; las divisas, en un 23%, y las materias primas, en un 10%. Por contra, cayó la asignación a renta variable en un 77%, según pone de manifiesto la edición 2012 del Informe sobre la Riqueza, publicada por Knight Frank y Citi Private Bank, que trata sobre la creciente influencia de los nuevos flujos de riqueza mundial sobre la propiedad inmobiliaria de primera calidad y los mercados de inversión. Así, sus carteras están invertidas en un 23% en propiedad, un 21% en renta variable y otro 21% en rena fija, con la liquidez en niveles del 15%, el oro y las divisas en el 3%, las materia primas en el 2% y otras inversiones, en el 12%.

 

El informe confirma el cambio en la distribución de la riqueza mundial hacia Asia-Pacífico, pues la región que cubre China, el sudeste asiático y Japón tiene ahora más centa-millonarios (aquellos con más de 100 millones de dólares en activos) que EEUU o Europa del Este. Y esas economías emergentes también han continuado incrementando su influencia en los mercados inmobiliarios de todo el mundo, pues los flujos de riqueza han apoyado los precios de los mercados de primera calidad líderes de Norteamérica y Europa, incluyendo Miami, Vancouver y Londres, en 2011.

 

“El informe contiene más evidencias de que la riqueza mundial está soportando el temporal de la desaceleración económica con más éxito que el incremento de la población, y en ningún otro aspecto se refleja mejor que en los mercados inmobiliarios de primera calidad, considerados como activos refugio y que siguen atrayendo a inversors que buscan propiedades residenciales de calidad y comerciales”, afirma Andrew Shirley, editor de The Wealth Report. "Mientras una cartera de acciones puede perder parte de su valor de la noche a la mañana, las inversiones más pasionales, normalmente relacionadas con la vivienda de calidad, son más tangibles e incluso si su valor cae, aún se pueden disfrutar", explica. "Con los ingresos que aportan las rentas, la propiedad ofrece a los inversores un equivalente al cupón de un bono, pero con la posibilidad de aumento de esa renta. Se demandan los ingresos del estilo de la renta fija, en un momento en que la crisis de deuda ha reducido el número de países que ofrecen bonos con calificación triple A, lo que anima a los inversores a buscar alternativas viables", dice Will Dicken, de inversiones inmobiliarias de Citi Private Bank. “Los inversores deben ser cautos en la medida que la economía global sigue afectando a los mercados inmobiliarios y han de medir sus expectativas de rentabilidad teniendo en cuenta el crecimiento”, comenta Luigi Pigorini, consejero delegado de Citi Private Bank en Europa, Oriente Medio y África.

 

Pero no sólo la incertidumbre económica y política está exacerbando esta tendencia con respecto al mercado inmobiliario, sino que los ricos también están mirando a mercados alternativos como el deportivo, el de arte y el de vino, así como la filantropía. Así, las ventas de arte crecieron en 2011, aunque aún se situaron por debajo de los máximos anteriores a la crisis, con una demanda boyante en Asia. Los ricos que invierten en arte son ya el 59% del total, y los que invierten en joyería, el 52%. La mitad de ellos también apuesta por el capital riesgo y el 37%, por el mercado del vino. Dos de cada 10 invierten en equipos de fútbol y en energía renovable. "Estamos en un punto de inflexión en las energías renovables, pues algunas de las tecnologías están empezando a sostenerse por sí mismas y ser rentables", dice Frank Frecentese, responsable global de inversiones en hedge funds de Citi Private Bank.

 

Preferencias
El informe asegura que los nuevos ricos de las economías emergentes apuestan por la transparencia empresarial, la estabilidad y los sistemas de educación como los factores más importantes de una ciudad global. Por eso los precios de las viviendas de lujo en lugares con esta fórmula mágica se han visto respaldados por este interés. En Europa, a pesar de la recesión del año pasado, el principal mercado de lujo ha permanecido relativamente estable (8 de las 10 situaciones top del índice Knight Frank Prime International Residential Index (PIRI) están en Reino Unido, Francia o Suiza).

 

Según la Encuesta de Actitudes, el estilo de vida y la inversión siguen siendo los principales catalizadores para las compras de segundas viviendas de lujo, con el 16% de los encuestados ya siendo dueño de un chalet en una ubicación de esquí y el 40% en una de playa. Para los ricos, EEUU y Reino Unido son los mayores destinos para comprar esa segunda vivienda. En este sentido, Knight Frank y Citi Private Bank esperan un mayor crecimiento del interés hacia la propiedad inmobiliaria comercial, y pronostican que las transacciones globales alcancen este año los 74.100 millones de dólares, un 5% más que el año pasado.

 

Ciudades favoritas
Para los ricos (o individuos de alto patrimonio), Londres, Nueva York, Hong Kong y París son vistas como las ciudades más importantes del mundo, si bien las ciudades que más han incrementado su importancia durante el año pasado son Beijing y Shanghai. Los ricos de Oriente Medio y África señalan Dubai como la ciudad con el mayor crecimiento en importancia, y los de Latinoamérica apuntan a Miami y Sao Paolo como centros de influencia futura.

 

Además de la apertura económica, que es señalada por un 60% como factor principal, ahora la seguridad personal es lo más importante, subrayada por un 63% de los encuestados. Mónaco sigue siendo la ubicación residencial más cara del mundo, con un metro cuadrado con el precio de 58.300 dólares, seguida de Cap Ferrat, Londres y Hong Kong.

 

Cómo están invertidos las carteras de los altos patrimonios
  Total (%) Norteamérica Latinoamérica Europa y Rusia África y Oriente Medio Asia-Pacífico
Bienes inmobiliarios 23 20 13 16 29 31
Renta Variable 21 18 23 19 21 24
Renta Fija 21 24 34 20 20 16
Oro 3 3 3 2 3 2
Materias primas 2 4 2 2 1 2
Divisas 3 2 2 2 3 4
Liquidez 15 14 11 15 14 19
Otros 12 15 12 24 9 2
Fuente: The Wealth Report 2012. En porcentaje.

 

Lo más leído