Liberbank e Ibercaja aprueban su fusión con el liderazgo de la entidad aragonesa


Liberbank e Ibercaja han aprobado su fusión y dan así lugar a la creación de la séptima mayor entidad financiera española, con unos activos de 114.000 millones de euros. Los Consejos de Administración de ambas entidades han dado el visto bueno a esta operación, que previamente habían preacordado los presidentes de ambas entidades. La operación también está respaldada por Caja3, que ya había pactado en febrero su integración con la caja aragonesa. 

Este grupo estará liderado por Ibercaja (dado que tras la integración de Caja3 es de un tamaño superior a Liberbank), con un 54,5% del capital, frente al 45,5% de la entidad liderada por Cajastur. El presidente será Amado Franco y el consejero delegado, Manuel Menéndez. La sede social estará en Madrid, aunque habrá sedes operativas y servicios centrales distribuidos en sus territorios de origen.

El Gobierno de Mariano Rajoy ha presionado en las últimas semanas a Liberbank, Ibercaja, BMN y Unicaja para que acometan fusiones entre ellos, ya sea con una unión a cuatro o de dos en dos. Hasta la semana pasada, la operación que contaba con más opciones era la unión de BMN con Ibercaja, pero la caja que preside Amado Franco ha optado por llegar a un acuerdo con Liberbank.

Ahora, BMN tendrá que decidir si fusionarse con Unicaja, aunque no está nada clara esa operación debido a que la integración de la entidad malagueña y España-Duero sigue empantanada, y a que su presidente, Braulio Medel, ha iniciado varias integraciones pero nunca las ha llevado a término. Por ello, no se descarta que BMN busque otros compañeros de viaje.

La nueva entidad formada por Ibercaja, Liberbank y Caja3 contará con 2.500 oficinas, un volumen de negocio de 181.000 millones, depósitos por 86.700 millones (a cierre de diciembre), y un volumen de fondos de inversión de 6.000 millones. Sus fondos propios se elevarán a 7.000 millones, su ratio de solvencia al 10,52% (frente al 8% requerido) y sus activos líquidos, a 14.000 millones, a los que se añaden los 15.000 millones más que puede emitir. Esos 29.000 millones triplican sus necesidades de vencimiento de los próximos dos años.

Con esta operación, el grupo financiero se convertirá en el séptimo por volumen de fondos de inversión, sólo tras BBVA, La Caixa, Santander, Sabadell, Bankia y Popular. En el momento de la fusión, contarían con tres gestoras diferentes, dado que Ibercaja tiene la suya propia y Liberbank cuenta con dos, ya que todavía está en marcha el proceso de fusión con Cantabria Fondos. Mientras, Caja3 forma parte de Ahorro Corporación.

No obstante, la entidad asegura que en el negocio de intermediación (fondos de inversión, planes de pensiones y seguros) se convierte en el quinto grupo financiero del país. 

Profesionales
Empresas

Noticias relacionadas

Lo más leído