Las últimas propuestas en renta fija de las gestoras internacionales para afrontar una subida de tipos


¿Cómo se están preparando las gestoras internacionales de cara a la tan anunciada subida de tipos de interés en EE.UU.? Una manera de comprobarlo es revisar sus estrategias en cartera. Otra, revisar cuáles están siendo las últimas propuestas que están lanzando al mercado. Así, en Funds People optamos por revisar los últimos lanzamientos de fondos que han llegado a España desde la vuelta del verano.

Un rápido vistazo demuestra la heterogeneidad de propuestas. Por ejemplo, en M&G Investments han apostado por la creación de un fondo de renta fija que invierte en un activo hasta ahora poco explorado dentro de este amplio universo y que además ofrece una baja correlación con la evolución de los tipos de interés. Se trata de los bonos de alto rendimiento a tipo variable global (FRN). Mediante el lanzamiento del M&G Global Floating Rate High Yield, gestionado por James Tomlins, la firma británica abre el melón de la búsqueda de rentabilidad en este activo para los inversores minoristas de renta fija. “Los FRN proporcionan una cobertura natural frente a la subida de los tipos de interés ya que generan una renta que es variable y se ajusta trimestralmente”, explicaban desde M&G a principios de octubre, con motivo de la publicación del registro de este producto en España.

En cambio, una de las estrategias de Deutsche Asset & Wealth Management ha pasado por el lanzamiento de un fondo con rentabilidad objetivo creado explícitamente para que el inversor pueda beneficiarse del ciclo de subidas de tipos, el DeAWM FM Corporate Bonds 2025. Este producto tiene vencimiento a 3 de marzo de 2025 y una rentabilidad objetivo predefinida (aunque no garantizada) que ofrece al inversor un cupón fijo del 3% durante los cinco primeros años. A partir del sexto año, “y en previsión de una subida de tipos”, como indican desde la gestora, entonces el cupón estará referenciado al Euribor más el 1%.

En otros casos, las propuestas se circunscriben a una región. En esta categoría figura por ejemplo el BNY Mellon Asian Bond Fund. La estrategia está gestionada por Standish, filial de BNY Mellon IM, y tiene como objetivo maximizar la rentabilidad total gracias a la combinación de ingresos y del crecimiento de capital de una cartera de emisiones de deuda y títulos relacionados, además de derivados del mercado asiático. La intención principal de la firma consiste en atraer la atención de los inversores hacia una parte del mercado de renta fija cuya liquidez ha mejorado, que presenta perspectivas de crecimiento y la oportunidad de acceder a un mix de emisiones de mercados emergentes y desarrollados.

Desde BNY Mellon IM recuerdan a propósito de este lanzamiento que "históricamente los bonos asiáticos denominados en dólares han ofrecido una rentabilidad superior a aquellos de otros mercados” y que “han demostrado una menor volatilidad y correlación”. Además, especifican que se puede considerar la deuda asiática high yield como una fuente importante de diversificación. “Históricamente han mostrado una baja volatilidad y correlación con otros mercados, al igual que un riesgo inferior en bonos de alta rentabilidad en comparación con otras regiones”, indican.

Maneras de reciclar la oferta existente

Si una de las opciones ha pasado por desarrollar nuevas soluciones, otro de los caminos que han tomado las gestoras internacionales en los últimos dos meses ha pasado por la adaptación de la gama ya existente. En Pictet AM han decidido transformar la política de inversión de un fondo concreto para ampliar el universo de inversión, dotar a la cartera de más flexibilidad y adaptarla así al nuevo entorno macro. La gestora suiza hizo pública la semana pasada la metamorfosis de su fondo Pictet World Government Bond, anteriormente de renta fija soberana; desde el 6 de octubre se llama Pictet Global Bond y ahora puede invertir en deuda de todo tipo, de gobiernos y empresas, incluyendo deuda de alta rentabilidad, convertibles, indexada a inflación, tipo fijo o variable y en todos los países (incluidos emergentes), en cualquier sector y divisa, así como en activos líquidos, depósitos e instrumentos del mercado monetario.

José Daniel, director de servicio a clientes de Pictet AM en España, ha explicado que esta modificación responde a un ajuste de la gama de fondos, pues en deuda soberana la firma ya cuenta con otros dos fondos. Mientras que el Pictet World Government Bond era un agregado de deuda soberana en dólares y euros, ahora el Pictet Global Bond pasa a ser un fondo agregado global en toda clase de activos de renta fija, bajo la batuta del gestor Andrés Sánchez Balcázar.

Profesionales
Empresas

Noticias relacionadas

Anterior 1 2 Siguiente