Tags: Gestores | Negocio |

Las tres líneas de actuación futuras de Trea Asset Management y su nuevo socio Lovell Minnick


Trea Asset Management ha encontrado un socio idílico para una relación de negocio fructífera para ambas partes a largo plazo. Se trata del fondo de capital riesgo estadounidense Lovell Minnick Partners, fundado en 1999 por Jeffrey D. Lovell y James E. Minnick y especializado en inversiones en entidades financieras de todo tipo.

Con 1.800 millones de dólares (unos 1.705 millones de euros, aproximadamente) en activos bajo gestión, la entrada en el capital de Trea AM es la primera operación que Lovell Minnick realiza fuera de Estados Unidos. La firma americana ha adquirido una participación minoritaria, pero relevante, de la gestora de origen barcelonés. “Conocen muy bien el negocio de la gestión de activos y son un socio estratégicamente ideal para nosotros. Tienen una visión de largo plazo, quieren crecer junto a nosotros y comprenden a la perfección la tendencia de la descentralización bancaria en España en la gestión de fondos de inversión”, explica Antonio Muñoz-Suñe, director general y director de Inversiones de Trea AM.

En España, las miras de ambas directivas son amplias. Tienen el foco puesto en una premisa general, convertirse en la gestora de referencia de inversores institucionales, y en tres líneas de negocio distintas pero complementarias entre sí: seguir accediendo a bancos, ex cajas de ahorro y cooperativas de crédito, como han hecho hasta ahora con Banco Mediolanum, Cajamar y Banco Mare Nostrum a través de Banco Madrid Gestión de Activos; introducirse en el mundo de las aseguradoras, “un gran nicho por explotar”, según Muñoz-Suñe, y tomar posiciones en gestoras independientes pequeñas, por debajo de los 1.000 millones de euros en patrimonio y sin carácter de autor.

Respecto a estas últimas, “la entrada en vigor de MiFID II en 2018 hará muy difícil su supervivencia si gestionan menos de 500 millones, incluso con 1.000 millones sería complicado”, considera Trea AM. Entre las sinergias potenciales, se encuentran la agregación de activos y la agregación de talento. “Tenemos flexibilidad para adaptarnos como gestora independiente que somos a lo que pide MiFID II”, defiende su máximo responsable.

Pero las aspiraciones de Trea AM respecto a estas tres líneas de actuación no se limitan sólo a España, también se extienden a la Europa continental. La compañía está analizando operaciones potenciales en Portugal y Luxemburgo, reconoce Muñoz-Suñe.

Adiós a la marca Banco Madrid y comienzo de la gestión para BMN

La primera colaboración entre Trea AM y Lovell Minnick se ha traducido en la formalización de la compra de Banco Madrid Gestión de Activos, responsable de los fondos de BMN, con la que Trea AM añadirá 1.250 millones bajo gestión, hasta situarse cerca de los 3.900 millones gestionados en activos tradicionales, procedentes de los fondos de Mediolanum, Cajamar, Banco Madrid y BMN, así como de los productos propios con marca Trea.

Trea AM asumirá la gestión de los fondos de Banco Madrid Gestión de Activos y BMN entre mediados y finales de marzo, procedentes de Renta 4 Gestora, responsable provisional de estos vehículos desde junio de 2015, cuando la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) la designó tras intervenir Banco Madrid.

Eduardo Ripollés, director de Desarrollo Corporativo de Trea AM, considera que BMN “tiene una gama bien cubierta y una red comercial educada en fondos”, aunque, no obstante, reconoce que “su perfil medio de inversor es conservador, al igual que ocurre en el resto de entidades españolas”. Para trabajar con BMN a partir de ahora, a él y a Muñoz-Suñe no les preocupa eventualidades como una posible fusión del banco con otra entidad de mayor tamaño (el consenso de mercado señala a Bankia como primera opción), dado que “Trea en todo momento ha contemplado esta posibilidad, estableciendo los mecanismos para protegerse de la misma”.

En lo que respecta al equipo residual de Banco Madrid Gestión de Activos y sus aún vivos compartimentos de propósito especial de sus fondos, Trea AM ha integrado a seis profesionales de middle y back office y a Iratxe Oria, ex directora general de la gestora de Banco Madrid. Oria se incorpora al equipo de Asset Allocation junto a Ricardo Gil y Pol Tusquets, desde el que se desarrolla el asset allocation táctico para la gestión de los fondos multimanager y multiasset.

En los compartimentos de propósito especial de los fondos propios de Banco Madrid aún quedan colas de 25 millones de euros aproximadamente, que Trea pretende limpiar próximamente de la mano del regulador. “La marca Banco Madrid tiene que desaparecer”, considera necesario el máximo responsable de Trea AM. Para ello, la gestora hará un proceso de fusión entre fondos en dos fases: una primera entre los propios fondos de Banco Madrid, que aglutinará en dos o tres productos básicos (renta fija, renta variable y mixto), y una segunda en la que estos vehículos resultantes se fusionarán definitivamente con fondos con marca Trea.

Profesionales
Empresas

Noticias relacionadas

Anterior 1 2 Siguiente

Lo más leído