Las perspectivas de los profesionales europeos ante el coste del análisis con MiFID II


CFA Institute ha llevado a cabo un estudio entre sus miembros europeos (entre las 400 gestoras de activos más grandes de Europa) para conocer las expectativas de los profesionales de la inversión situados en el lado comprador respecto a la fijación de precios de los análisis de inversión de las diferentes clases de activos, la asignación de sus costes y otros temas asociados. Entre sus resultados, que se publican en el informe MiFID II: A New Paradigm for Investment Research, sobresalen tres conclusiones.

La primera de ellas es que una mayoría de profesionales espera que sus empresas asuman el coste de los análisis de sus inversiones. Sólo el 15% espera que se cobren a los clientes. La proporción de profesionales que anticipan que su empresa asumirá el coste de la investigación está directamente asociada al tamaño de los activos bajo gestión de la misma. El 67% de profesionales procedentes de firmas con activos bajo gestión superiores a los 250.000 millones de euros espera que su empresa los asuma. Mientras, únicamente el 42% de los encuestados de empresas con menos de 1.000 millones en activos cree que su empresa absorba esos costes.

La segunda de las conclusiones indica que el 78% prevé que se reducirá el volumen del análisis procedente de los bancos de inversión bajo MiFID II, mientras que el 44% afirma que se incrementará el análisis interno.

Además, como tercera conclusión, hay una clara preocupación en el sector de que la nueva regulación afecte a las firmas más pequeñas, que podrían desaparecer del mercado, lo que tendría un impacto negativo sobre la competencia, ya que la industria se consolidaría a favor de las principales firmas mundiales. Este tercer punto está ligado al primero, ya que muchas boutiques independientes de pequeño tamaño quizá no puedan asumir los costes del análisis y, al trasladarlos a los clientes, se arriesguen a perderlos.

Cuando MiFID II entre en vigor el próximo 3 de enero, uno de los aspectos más significativos para los gestores de inversiones e intermediarios será el requerimiento de establecer un precio para el análisis de las inversiones y facturar éstas de forma independiente de la ejecución de los servicios de cada clase de activo.

¿Cuánto valdría el análisis?

En términos de costes anuales esperados procedentes de la realización del análisis bajo MiFID II, la encuesta de CFA Institute revela una marcada diferencia de opiniones, que reflejan tanto la diversidad de las estrategias de inversión aplicadas como la incertidumbre generada sobre los precios. El valor medio del coste anual esperado del análisis en renta variable es de diez puntos básicos. Esto equivale a un millón de euros por año sobre un patrimonio de 1.000 millones. El coste del análisis en renta fija, divisas y materias primas sería menor, aproximadamente la mitad que el análisis en renta variable, alrededor de 350.000 euros anuales también sobre un patrimonio de 1.000 millones.

Empresas

Noticias relacionadas

Lo más leído