Las iniciativas regulatorias abren oportunidades de distribución transnacional en Latinoamérica


Mientras que en Europa son muchos los que identifican la regulación como uno de los grandes frenos para la industria de la gestión de activos, en Latinoamérica la situación es muy diferente. En su informe anual sobre tendencias de distribución en Latinoamérica, titulado Latin American Distribution Dynamics 2014: Entry Points to Emergent Economies, la firma de análisis Cerulli Associates ha analizado los seis mercados clave para fondos de inversión y de pensiones (Brasil, México, Chile, Colombia, Perú y Argentina) y ha llegado a la conclusión de que las iniciativas regulatorias puestas en marcha en la región están generando mayores oportunidades de distribución transnacional en el continente.

Creemos que los sistemas de pensiones y el segmento de grandes patrimonios son los que ofrecen mejores oportunidades de distribución transnacional en Latinoamérica”, afirma Nina Czarnowski, analista sénior en Cerulli. “En la mayoría de los mercados de la región, las contribuciones son obligatorias y están creciendo a un ritmo mayor que sus respectivos sistemas financieros, lo que genera la necesidad de expandirse a otros mercados”. Según la experta, “las gestoras que se orientan al segmento de mayor poder adquisitivo pueden hacer uso de un rango más amplio de productos y estrategias, ya que el segmento está sujeto a menos restricciones regulatorias”.

Como explica Czarnowski, en Latinoamérica preocupan la reciente devaluación de los mercados domésticos y la incapacidad para pagar las pensiones de los trabajadores, lo que ha llevado a los principales actores de la industria, incluidos los fondos de pensiones y los reguladores, a explorar nuevas formas para generar rentabilidades más altas. “Aunque tiene sentido cubrir los pasivos de las pensiones con instrumentos nacionales de renta fija, es aconsejable diversificar el componente de renta variable a nivel mundial, ya que los mercados nacionales son poco profundos y están muy concentrados”.

Escollo político

No obstante, Cerulli señala la política como uno de los principales escollos para la distribución transnacional de fondos en la región, ya que los gobiernos nacionales prefieren que las inversiones se queden dentro de sus fronteras y que sirvan para financiar proyectos nacionales, como infraestructuras.

“Por desgracia, en Latinoamérica no existe los ‘pasaportes comunitarios’”, apunta Czarnowski. “Cada país tiene diferentes organismos reguladores que, a su vez, aplican distintas normas y reglamentos”. La analista recomienda que las gestoras internacionales desarrollen estrategias particulares para cada mercado, ya que es poco probable que puedan aplicar el mismo plan en todos los países latinoamericanos.

Noticias relacionadas