Las gestoras españolas aumentaron su beneficio un 31% en 2010


Pese al descenso en el patrimonio gestionado y en las comisiones de gestión percibidas, las gestoras de fondos nacionales pudieron cerrar 2010 con un beneficio neto un 31% superior al de 2009. Según los datos de CNMV, las gestoras registraron un beneficio neto de 207 millones de euros frente a los 157 millones del año anterior. Ya con los datos del primer semestre de 2010 se vió que la tendencia volvía a ser positiva para las cuentas de resultados de estas entidades y, tal como fundspeople.com, informó en ese momento, la combinación de productos con mayor margen y menor retribución a las redes y un férreo control de los gastos fueron las claves de esa mejora en los beneficios.

Según el Informe Anual de la CNMV que ha presentado su presidente, Julio Segura, ante la Comisión de Economía
del Congreso de los Diputados, a cierre de 2010 había un total de 123 SGIIC registradas en la CNMV, tres más que a finales de 2009, ya que durante el año se produjeron seis altas y tres bajas. El patrimonio gestionado se redujo en el año un 13,1% hasta los 177.100 millones de euros y señala el informe que se observa una elevada concentración del patrimonio gestionado. Así, a final de año, tres SGIIC acumulaban el 39,1% de dicho patrimonio, mientras que las diez primeras gestoras por patrimonio gestionado concentraban el 61,6% del total.

Las comisiones de gestión de IIC, que suponen la mayoría de las comisiones percibidas por las SGIIC, descendieron un 4,2% respecto a 2009. Esta caída fue mucho menos intensa que la experimentada en 2009 (superior al 25%). En conjunto, las comisiones de gestión percibidas supusieron el 1% del patrimonio en 2010, una décima superior al porcentaje registrado en 2009.

El margen bruto agregado obtenido por las SGIIC aumentó un 4,4% en 2010, hasta los 634 millones de euros, debido a la caída de las comisiones por comercialización satisfechas a otras entidades, que compensó la disminución de las comisiones percibidas por las sociedades, y la mejoría en los resultados de las operaciones por cuenta propia. El descenso de los gastos de explotación y, en mayor medida, la fuerte reducción de las pérdidas por deterioro de activos, dieron lugar a un aumento del resultado neto de explotación de las gestoras superior al 23%. 

Al finalizar el ejercicio, el número de sociedades en pérdidas ascendió a 34, tres más que en 2009. Sin embargo, el importe agregado de las pérdidas se situó en 20,2 millones de euros, algo menos de la mitad de las contabilizadas en 2009, cuando las
pérdidas de una única entidad llegaron a representar la mitad de las pérdidas del sector.

Para consultar la memoria completa de la CNMV de 2010 pinchar aquí.