Tags: Renta Variable |

Las asociaciones de inversores y de mercados financieros europeas piden reducir los horarios de las bolsas


Falta de eficiencia, impacto en la salud de los trabajadores u obstáculo para atraer talento de profesionales con personas a su cargo son solo algunas de las razones que han alegado los operadores del sector de la gestión de inversión y del sector bancario, representados por la Asociación de Mercados Financieros de Europa (AFME) y la Asociación de Inversores (IA), para solicitar una reducción de horario en las bolsa europeas.

Así se lo han comunicado ambas asociaciones por carta a la London Stock Exchange (LSE) y a otras Bolsas de Valores europeas, a las que solicitan que revisen los horarios de negociación en todo el continente. En la misma explican que el objetivo es acortar el horario actual de apertura de 9:00 a 17.30 horas (horario español) a un nuevo horario de las 10:00 a las 17:00 (de 9:00 a 16:00 en el caso de la bolsa de Londres). Alegan que esa reducción de 90 minutos de duración en el horario de apertura de las bolsas redundaría en unos mercados más eficientes que acabaría beneficiando a ahorradores e inversores. Para justificarlo defienden que la primera hora de negociación, por lo general, atrae poca liquidez y resulta mucho más caro operar mientras que la última hora atrae alrededor del 35% del volumen total diario. Con una modificación del horario, se conseguiría concentrar la liquidez del mercado lo que implicaría disfrutar de unos costes de negociación más coherentes y dar más tiempo a los operadores y al propio mercado para asimilar y gestionar los anuncios corporativos.

Además, en la cartera recuerdan que el horario de los principales parqué de Europa es uno de los más largos del mundo: 8,5 horas frente a las 6,5 de EEUU o las 6 horas de Asia, sin tener en cuenta el tiempo preapertura y post cierre que se les exige a los operadores de bolsa a la hora de realizar su trabajo. Una ampliación de horario que, según dicen, repercute negativamente en la salud mental y el bienestar de los trabajaores, además de ser “uno de los obstáculos para atraer y retener talento, sobre todo en casos en los que existen compromisos familiares o de cuidado”, por lo que un horario laboral más equilibrado podría repercutir en una mayor diversidad de los trabajadores.

 “Un día de negociación más corto no solo mejoraría la estructura del mercado, sino que también contribuiría en gran medida a crear una plataforma de negociación más diversa y una mejor salud mental. Las operaciones de renta variables corren el riesgo de quedar por desfasadas en una industria de servicios financieros más amplia, a menos que el extenso horario de negociación se aborde con un enfoque que abarque a toda la industria”, afirma April Day, Directora general y responsable de renta variable en AFME.

Por su parte Galina Dimitrova, Directora de mercados de capitales en la IA afirma  que “la reducción de la jornada laboral, que permite un mejor equilibrio entre la vida profesional y la privada, podría traer beneficios significativos a los trabajadores y las empresas, y mejorar la captación de talento más diverso. Conocemos muchos casos conmovedores sobre salud mental y la vida personal de los operadores que se ven afectados por estas jornadas laboral tan largas”.

 

Lo más leído