Las apuestas veraniegas en ETF de las distintas casas


Llegó el verano, el calor, las vacaciones…, y con ello también las tendencias de inversión clásicas de esta época del año, como las relacionadas con la industria del ocio, los viajes, el consumo minorista o la energía. O al menos así sería en condiciones normales de mercado, pero no es el caso. Según publica Expansión, el contexto financiero y económico está extremadamente revuelto y la desconfianza y la incertidumbre se han apoderado de los mercados, por lo que es complicado saber si estos sectores se podrán beneficiar este año de forma significativa del aumento del gasto de los consumidores que se suele producir en este periodo estival o si se primará el ahorro ante el incierto panorama laboral.

Lo que es seguro es que hay una gran variedad de fondos cotizados o ETF para tomar posiciones e intentar sacar partido a la situación. Juan San Pío, director de Ventas Institucionales de Lyxor, es de los que creen que el ambiente no está para fiestas, y eso es lo que los clientes van a tener en cuenta a la hora de tomar una decisión de inversión en este momento. A su juicio, los ahorradores están probablemente más centrados en controlar el riesgo y la exposición al mercado que en las tendencias actuales del mismo.

Para los inversores preocupados recomienda los nuevos índices que equilibran el riesgo al tiempo que ofrecen exposición a renta variable, como el Euro iStoxx 50 Equal Risk, que considera el mismo universo de valores del Euro Stoxx 50, pero ofrece mejor diversificación del riesgo, ponderando los componentes en función de su contribución al riesgo del índice. El ETF que replica este indicador es, según San Pío, idóneo para los inversores que buscan exposición a los mercados bursátiles de la zona euro optimizando la diversificación de la cartera mediante una distribución equilibrada del riesgo entre los componentes del índice. Este experto también considera interesante en estos momentos la apuesta por ETF con exposición a renta fija de elevado rendimiento, como los Euro Corporate Bonos y el Euro High Yield.

Otra idea de inversión que tradicionalmente funciona bien en esta época estival es el petróleo. Las tensiones políticas en Oriente Medio podrían ser un catalizador para su cotización. Según Iván Pascual, director de iShares en Iberia, se trata de una buena apuesta de cara al largo plazo. Teniendo en cuenta las valoraciones de las compañías, este experto cree que lo mejor sería tomar exposición a renta variable de empresas relacionadas con las materias primas en lugar de una exposición directa a las mismas. Su opción sería el iShares S&P Commodity Producers Oil and Gas, que refleja la rentabilidad del índice S&P Commodity Producers Oil & Gas Exploration & Production, en el cual tiene un gran peso EEUU y Canadá (53,2% y 23,8%, respectivamente).

Para este experto también sería interesante explorar las posibilidades de inversión que ofrecen los sectores vinculados a los cereales y equipamiento agrícola porque considera que van a estar entre los grandes beneficiados del tirón de la demanda de los mercados emergentes, un tema de inversión por el que los gestores llevan apostando con fuerza desde principios de año. Un ETF que se podría utilizar para tomar posiciones en estos mercados agroalimentarios sería el iShares S&P Commodity Producers Agribusiness. El índice que replica, el S&P Commodity Producers Agribusiness, permite invertir en las mayores compañías cotizadas del sector agroindustrial de todo el mundo, aunque como en el caso anterior la exposición a EEUU y Canadá es elevada (41,45% y 15,7%, respectivamente).

Para escapar del calor de la ciudad y del pesimismo que actualmente reina en el ambiente, nada mejor que hacer una escapada a los países nórdicos. Eso es lo que propone Laure Peyranne, responsable de Relación con Clientes de ETF para Iberia y Latinoamérica de Amundi. Además de un agradable clima, estas naciones tienen un potencial interesante. Según destaca Peyranne, es una región fuerte y dinámica que se beneficia de unas finanzas públicas saneadas, de unos tipos de interés reducidos y de un modelo económico estable. De hecho, esta zona ha resistido mejor la crisis y debería registrar un crecimiento del PIB más fuerte tanto este año como el próximo. En 2012, se espera que Suecia crezca un 1,3% y Noruega un 1,5%.

Para realizar este ‘viaje inversor’ esta experta recomienda el Amundi ETF MSCI Nordic, el único fondo cotizado que proporciona con una sola operación exposición a los cuatro países nórdicos (Suecia, Finlandia, Noruega y Dinamarca). El índice de referencia es el MSCI Nordic Countries, indicador bursátil que, según destaca Peyranne, se apoya en un sector industrial fuerte y en compañías innovadoras, gracias a lo cual ha logrado mejores rentabilidades que el MSCI Europe en los últimos tres años.

Profesionales
Empresas

Noticias relacionadas