La ISR y los usuarios de productos financieros


Recientemente se ha publicado el informe de SpainSif, elaborado por Novaster, sobre la Inversión Socialmente Responsable en el ámbito del consumidor financiero individual, la ISR retail.

Hay algunas conclusiones, que por esperadas, no son menos relevantes. No hay una demanda espontánea de productos financieros socialmente responsables, pese a que los usuarios reciben positivamente los conceptos vinculados a la ISR. La regulación y el liderazgo de la industria financiera son las dos herramientas fundamentales para que los usuarios puedan disponer de productos financieros socialmente responsables.

Aquellos países en los que la regulación ha avanzado algo más, como Francia, muestran que ha habido un impulso que ha generado que el sector financiero, e incluso el asegurador, hayan puesto sus potentes infraestructuras al servicio del usuario particular, a través de instrumentos sencillos, en definitiva, más populares.

Si convenimos, y sobre eso no hay dudas, de que incorporar principios de inversión responsable mejora la gestión de los riesgos, y como mínimo, no en detrimento de las rentabilidades, ¿por qué no hacerlo accesible a toda la población?.

Es indudable que la industria financiera, que en general tanto tiene que mejorar en sus procesos de involucración social y de gobierno corporativo, tiene una magnífica ocasión para ello integrando en sus procesos principios de responsabilidad social y adaptándolos a los productos que ofrecen a la totalidad de sus clientes. Estos y la sociedad lo agradecerán.

Lo más leído