Tags: Selectores |

La Hora de los Selectores: el caso de Morabanc


En un momento crítico para la industria de fondos, el trabajo de los selectores se mira con lupa. Al igual que otros sectores, su trabajo se ha visto afectado por el confinamiento y ha exigido un cambio en sus dinámicas de trabajo habituales. 

Los principales selectores de España señalan para FundsPeople que variaciones ha traído esta crisis en su forma de trabajar y qué tipo de comunicación mantienen en la actualidad con las gestoras.

Por otro lado, ofrecen su visión general de cada activo y repasan los puntos básicos de su metodología para seleccionar un fondo. En esta ocasión, Juan Hernando García-Cervigón, responsable de Selección de Fondos de MoraBanc, continúa la serie de entrevistas La Hora de los Selectores.


Juan Hernando, Morabanc1. ¿Cómo ha cambiado el entorno actual tu forma de trabajar? ¿Qué echáis de menos de su forma de trabajar habitual? ¿se ha alterado en algo su forma de seleccionar fondos?

Llevamos ya prácticamente tres meses de teletrabajo y la adaptación ha sido muy buena. Es destacable lo bien que han seguido funcionando los sistemas, se puede decir que los planes de contingencia se han cumplido a la perfección

En mi caso lo que más echo de menos es la interactuación con los compañeros en el sentido de compartir ciertas ideas, ya sea de mercado, sobre asesoramiento o fondos concretos. Tenemos comunicación constante y reuniones periódicas pero hay ciertas cosas que cambian, aunque sean pequeños detalles.

Respecto a la selección de fondos ha habido algunas variaciones pero no ha sido un cambio radical. Al estar basados en Andorra, normalmente tenemos menos reuniones presenciales con gestores, no solo ahora, con lo que estamos más habituados a contactar con ellos a través del teléfono o videollamadas. El objetivo es poder continuar business as usual en la medida de las posibilidades.

2. ¿Se sienten suficientemente informados por las gestoras? ¿Hay un exceso de información? ¿Cómo se criba toda la información que llega?

La reacción general de las gestoras ha sido muy buena en términos de servicio e información con bastante transparencia ante nuestras peticiones. Las primeras semanas de confinamiento fueron las más complejas, ya que se juntaron un mercado en caída libre y una situación nueva de teletrabajo.

El contacto está siendo muy fluido, se percibe mucha proactividad por parte de las gestoras. Recibimos muchos ofrecimientos de llamadas con gestores, webinars o informes ad-hoc de situación. Durante estos meses, noto cierta evolución positiva, las reuniones se están haciendo cada vez más eficientes.

En ciertos momentos, quizá hay un exceso de información. Intentamos filtrarlo dando prioridad al seguimiento de fondos donde tenemos posiciones, posteriormente a los del watch list y, no menos importante, tratar de seguir generando ideas que tengan potencial de entrada en carteras

3. Puntos básicos de su metodología para seleccionar fondos: qué filtros y herramientas utilizas, cuándo comprar y vender un fondo...

Solemos tenemos en cuenta los aspectos cuantitativos de comportamiento del fondo, cómo se ha comportado en diferentes entornos, en términos de rentabilidad ajustada a riesgo. Entornos como el que hemos vivido durante las caídas de este año o las de 2018 sin duda son escenarios magníficos para comprobar su evolución tanto en términos absolutos como en comparación con sus categorías.

Aparte de las cifras, que son importantes, también es necesario conocer bien la filosofía de inversión para hacernos una idea de cuál puede ser el comportamiento en distintos tipos de mercado y si se adapta a cómo estamos viendo la situación. Adicionalmente, tenemos en cuenta cómo correlaciona con otros fondos que tenemos seleccionado, cómo mezclaría en carteras o hasta qué punto las posiciones subyacentes se solapan con otras ya existentes.

Por otro lado, también tenemos en cuenta otros factores como la fortaleza de la compañía, aspectos operativos que puedan tener incidencia o los costes del fondo, entre otras cosas.

4. Visión de mercado y de los activos: puntos de interés a considerar

Hasta el momento, llevamos un año donde la palaba “sin precedentes” es la que mejor puede resumir mucho de lo que estamos viendo, tanto a nivel de economía real (cifras de paro en Estados Unidos superando los 20 millones de personas, caídas del PIB en el primer trimestre, con solo 15 días de cierre de la economía, peores que las de la crisis de 2008, etc)  como de mercados, con una de las caídas más rápidas de la historia, seguida de un fuerte rebote pero aún lejos de máximos en la mayoría de índices.     

Las actuaciones coordinadas de bancos centrales con inyecciones de liquidez y de gobiernos con actuaciones de política fiscal parece que han servido de soporte para los mercados, al menos por el momento.

Estamos observando una cierta recuperación, que ya se refleja en algunos índices más adelantados, como los de sentimiento de consumidores o empresariales. Es probable que hayamos dejado atrás lo peor pero hay que mantener cierta cautela, creemos que este contexto de mercado dejará ganadores y perdedores.

Algunos de los motivos para la cautela son valoraciones ajustadas, macro débil, incertidumbre comercial, tensiones internas en EE.UU., vuelta del Brexit, discrepancias en países de la UE, etc.

En renta variable, nos mantenemos invertidos aunque ligeramente infraponderados.

En renta fija, vemos valor en la renta fija corporativa Investment grade, teniendo en cuenta los soportes de los bancos centrales y los niveles de spreads, si bien han estrechado desde el momento de mayor stress de marzo.     

Profesionales
Empresas

Noticias relacionadas

Anterior 1 2 3 4 5 6 Siguiente

Lo más leído