Tags: Negocio |

La historia de la gestora cuyas acciones se han revalorizado un 7.400%


Existe una gestora de fondos en el mundo cuyas acciones se han revalorizado un 7.400% en los últimos 20 años en la Bolsa de Nueva York o, lo que es lo mismo, que ha ofrecido a sus accionistas una rentabilidad anualizada del 24,1% en las últimas dos décadas. Se trata de BlackRock, un caso de éxito sin precedentes en la industria de gestión de activos, cuyas acciones han pasado de los 14 dólares a los que comenzaron a cotizar en el mercado a los más de 500 a los que se intercambian en la actualidad.

La entidad es relativamente joven. Fue fundada en 1988 en la ciudad de Nueva York por siete accionistas, los más importantes Larry Fink y Robert Kapito, quienes en los 30 años de historia de la compañia han conseguido convertir su pequeña creación ochentera en la que hoy es la mayor gestora del mundo por activos gestionados, con un patrimonio de 6,3 billones de dólares, y 14.000 empleados que se reparten por todo el mundo. Cuando nacieron apenas gestionaban 1.000 millones de dólares. Diez años después, su patrimonio gestionado había alcanzado los 250.000 millones. Sin embargo, es a partir de 2008 cuando la gestora da el gran salto.

Aquel año, la Reserva Federal de Estados Unidos pidió asesoramiento a BlackRock en la crisis financiera. Entonces, la entidad gestionaba activos por valor de 1,5 billones de dólares. Un año después compraba BGI a Barclays por 9.500 millones de euros. En el acuerdo entraba iShares, entidad que BlackRock convertiría en su plataforma de ETF. Fue una jugada brillante que hizo que, durante los siguientes diez años, el volumen de activos bajo gestión de BlackRock se disparase y a convertirse en la que hoy es la gestora de activos más grande del mundo.

La gestora puede presumir de ser la firma financiera del S&P 500 que más ha subido en los últimos 20 años y la undécima compañía del ranking por rentabilidad. Paradójicamente, los únicos que no han podido beneficiarse de la subida de la acción de la compañía son los propios gestores de fondos activos de BlackRock, ya que las posiciones del valor en la cartera de un fondo de la firma están restringidas a los productos indexados y su ponderación debe ser idéntica a la del índice de referencia.

Son únicamente diez las empresas del S&P 500 que han superado en rentabilidad a BlackRock en este periodo. La que lidera el ranking es una compañía de consumo, concretamente de bebidas energéticas: Monster Beverage. Quien hubiese comprado una acción de esta empresa hace 20 años y mantenido en cartera habría logrado una rentabilidad del 82.200%, lo que en términos anualizados hubiese significado una revalorización de prácticamente el 40%. Monster Beverage es, con diferencia, la empresa más rentable en la bolsa americana en este periodo. La segunda en el ranking –una tecnológica, Cognizant Technology, vinculada a la inteligencia artificial- ha subido en bolsa un 24.300% desde 1998, lo que supone haber ofrecido un retorno anualizado del 31,7%.

En el ranking de las 20 compañías más rentables del S&P 500 en los últimos 20 años aparecen tanto valores cíclicos como defensivos. Si lo dividimos por sectores, se pueden encontrar desde empresas sanitarias, tecnológicas, de consumo cíclico, básico… Del sector financiero sólo está BlackRock. Es justo en el otro extremo donde se encuadran un mayor número de entidades financieras. De hecho, el valor que ha registrado un peor comportamiento bursátil es AIG. El grupo asegurador ha perdido en los últimos 20 años un 91% de su valor, lo que significa un descenso anualizado del 11,4%. Siete de los 20 peores valores son financieros: Citigroup (-48% desde 1998, esto es, -3,2% anualizado en 20 años), Loews Corporation (-0,5% anualizado), Regions Financial (0,1% anualizado), Fifth Third Bancorp (0,5%), Unum Group (0,6%) y Huntington Bancshares (1,6%).

Captura_de_pantalla_2018-09-26_a_las_22

Empresas

Noticias relacionadas