La gestión alternativa en formato regulado brilla en el heterogéneo mundo de la inversión libre


En torno a 30 fondos componen la categoría de fondos de inversión libre (FIL) en España. Un grupo heterogéneo de productos con estilos de inversión muy diferentes: estrategias de hedge funds, inmobiliarios, carteras concentradas... Las casas que gestionan este tipo de productos reconocen que se trata de una clasificación muy dispersa que nada tiene que ver con un enfoque de inversión concreto. Es por ello que aún registrando rentabilidades positivas en el año de media, de un 6,5%, solo por detrás de los fondos de renta variable, no se sienten identificados con esa cifra, dada la heterogeneidad de esta industria.

El universo de FIL españoles, para lo reducido que es, ha tenido algunos movimientos en lo últimos meses. Por un lado, InverCaixa Gestión y Tressis Gestión han decidido convertir dos de estos productos en fondos tradicionales, mientras que otra firma, NMAS1 AM, ha lanzado el QMC II Iberian Capital Fund. Por tanto, vemos como firmas con una oferta de productos más amplia optan por ofrecer al cliente opciones bajo el modelo tradicional; mientras otras dedicadas a un estilo de gestión alternativa, como las estrategias de hegde funds bajo un marco regulado, siguen confiando en estos productos.

“Seguimos manteniendo la fe en la gestión alternativa en formato regulado” confirma Alberto Ruiz, director en Omega Gestión de Inversiones, que remarca que la “especialización esta pagando los dividendos”. Gestoras como a la que el pertenece han crecido mientras que la industria de gestión de activos no lo hacia, considerando este crecimiento como “sintomático”.

Tanto desde esta gestora como desde Brightgate Capital, otra gestora que opta por el estilo hedge funds con formato regulado, ven el potencial de crecimiento de este tipo de productos por medio del cliente institucional, que habitualmente suele ser el que comienza la cadena y ha mostrado primero el interés de nuevo. El incremento proveniente de este cliente ha sido generalizado en los últimos 18 meses a nivel mundial, explica el director general de BrightGate Capital, Bertrand de Montauzon, pero todavía no ve signos de movimiento importante en España.

Este tipo de cliente ve que hay valor tanto por el propio análisis realizado sobre el producto (donde se ve que han aprendido las lecciones), como por sus valoraciones relativas frente a otros activos, “ya que las opciones actuales son muy complicadas”, en palabras de Ruiz. De hecho, la labor que tendrán los asesores en los próximos meses, comenta el director de Omega Gestión de Inversiones, será el justificar por qué no invertir en un fondo de estas características.

Ambas entidades ven a su producto como un sustituto a las opciones de inversión actuales y especialmente a la renta fija, ya que el inversor va a seguir buscando retornos similares a los que tenía en estos activos. El inversor español, hasta hace no mucho, contaba con alternativas como los depósitos, con retornos del 4%; sin embargo, ahora tienen que buscar una vía de salida de estos activos, siendo los de inversión libre una posibilidad para obtener rentabilidad. “El rally está detrás”, clarifica Bertrand de Montauzon.

¿Dónde ven valor?

Las estrategias enfocadas con el macro-trading no están dando buenos resultados, es por ello que con el fondo BrightGate Absolute Return creen podrá aportar valor a través de las estrategias que ahora están funcionando: de valor relativo en renta fija, así como posiciones largas y cortas en renta variable. En este mercado es donde se enfoca el Alphaville de Omega Gestión, que además de las estrategias ya implementadas por el anterior, también creen que se sacará valor de estrategias de eventos corporativos. Ambas podrían ofrecer resultados muy positivos, incluso por encima de los fondos de renta variable tradicionales, comenta Alberto Ruiz.

Fondos con un formato común pero cada uno de “su padre y de su madre”, como expresa Bertrand, seguirán teniendo cabida en el mercado español o al menos así lo expresan las gestoras especializadas, que mantienen su oferta y las expectativas de crecimiento.

Ventajas de la legislación para Bestinver

La heterogeneidad que se comentaba por parte de las dos gestoras anteriores se refleja por ejemplo en el caso del Bestinver Hedge Value, un fondo que ha aprovechado la carcasa de la inversión libre para crear una versión concentrada de su exitoso Bestinfond.

Es ahí donde encuentra su ventaja la firma, en la concentración. Las 20-25 mejores ideas del Bestinfond encuentran bajo la legislación del formato FIL la posibilidad de alcanzar pesos muy altos en la cartera, concentrando el 60% las cinco primeras posiciones, algo que no podría pasar en su fondo tradicional.

En cuanto al momento adecuado para la inversión en este fondo, dicen tener una opinión ortodoxa, según Beltrán Parages, director comercial de Bestinver. Partiendo de la base de que no sabe que hará el mercado de renta variable en los próximos uno o dos años y situado su horizonte de inversión en los 10 años, a día de hoy todavía ve valoraciones interesantes.

Empresas

Noticias relacionadas

Anterior 1 2 Siguiente

Lo más leído