La confianza de los inversores españoles mejora por la recuperación de los mercados


La confianza del inversor español mejoró en el tercer trimestre gracias probablemente a la recuperación de los mercados. De acuerdo con los resultados de la encuesta que elabora trimestralmente J.P. Morgan Asset Management, el índice se situó en -3,65 puntos entre julio y septiembre, lo que le permitió rebotar desde los mínimos históricos de la encuesta anterior. Se trata, además, de la mayor subida del indicador de confianza en más de tres años. En todo caso, y a pesar de la subida, el indicador se mantiene en terreno negativo por decimoprimer trimestre consecutivo, la peor racha de sus cinco años de existencia.

Según se desprende del sondeo, el porcentaje de encuestados que creen que la bolsa mejorará en los próximos seis meses aumenta hasta el 17,2%, mientras que el número de pesimistas se reduce en casi nueve puntos porcentuales con respecto al trimestre anterior, hasta el 44%. “Los inversores que consideran que los mercados subirán en los próximos seis meses creen que la Bolsa española será la que mejor se comporte. En concreto, cuenta con el apoyo del 26,4% de los encuestados, el doble que en el primer trimestre del año”. Esto le ha permitido superar a los mercados asiáticos como la opción preferida de los inversores, a pesar de que estos mercados también suben 1,1 puntos, hasta el 25,3%.

Por otra parte, destaca el empeoramiento de Estados Unidos, que baja al quinto puesto (con un 7,9%) tras perder casi dos terceras partes de las preferencias en dos trimestres. En cuanto a los motivos que explican la esperada mejora de la bolsa, los participantes destacan que el mercado ya ha caído mucho y por ello es posible un rebote. También aumenta el número de menciones sobre la existencia de una mejoría de la situación actual. Por su parte, los inversores más pesimistas continúan argumentando la situación de crisis como motivo principal por el que consideran que bajarán los mercados.

Pese al mayor optimismo generalizado respecto a la evolución de los mercados, esta recuperación de la confianza no se observa en las expectativas sobre la economía española, ya que la opinión de los encuestados sobre cuándo saldremos de la crisis empeora de nuevo hasta niveles nunca vistos en la historia de la encuesta. Tan es así que el 86% de los participantes opina que tardaremos más de dos años en ver el final. Asimismo, es especialmente reseñable que hay más de un 63% del total que no creen que la crisis finalice en al menos tres años.

Intenciones de inversión para los próximos seis meses

La encuesta elaborada por J.P. Morgan AM y GFK Emer revela que los depósitos y las cuentas de ahorro volverán a ser los productos favoritos, con un repunte de casi un punto porcentual, hasta el 68,8%. Se trata además del nivel más alto en más de un año. Este hecho refleja la valoración a la hora de invertir de “no perder dinero” frente a opciones que pueden conllevar un nivel de riesgo algo más elevado (casi el 55% de los encuestados prefiere “no perder dinero” frente a “menos rentabilidad y cierta seguridad” o “máxima rentabilidad”, que se sitúa en su nivel más bajo). Al mismo tiempo, los que no prevén invertir en ningún tipo de producto se mantiene por encima del 23% del total.

La encuesta de confianza del inversor de J.P. Morgan AM en España cumplía el pasado mes de julio cinco años. Este estudio tiene por objetivo conocer el comportamiento y las motivaciones de los inversores y ahorradores, así como la evolución de su nivel de confianza en los mercados. El perfil del inversor español es un individuo de 52 años de media, casado, residente en hogares con una media de 2-3 miembros y ubicado mayoritariamente en la zona noreste y centro de España.

Noticias relacionadas