JPMorgan AM, neutral en renta variable a corto plazo pero positivo a largo


JPMorgan AM considera que 2009 terminará en positivo para la renta variable, pero cree que todavía es pronto para entrar en ella, por lo que prefiere mantener sus carteras neutrales. Dentro de esta cautela, la gestora favorece las acciones de las grandes compañías de Estados Unidos y están cortos en los mercados emergentes.



“El suelo se tocó a mediados de noviembre y desde entonces ha habido la típica recuperación de finales y principios de año, pero creemos que volveremos a tocar mínimos antes de comenzar la recuperación”, ha asegurado Manuel Arroyo, director de inversiones de la gestora, en un encuentro con periodistas esta mañana



Arroyo prevé que la volatilidad se mantenga en las bolsas en el corto plazo, por lo que la gestora entrará más agresivamente en este activo cuando se llegue a los mínimos, algo que Arroyo cree que sucederá en las próximas semanas. A partir de ahí, el futuro para la renta variable será positivo y el director de inversión de la gestora prevé que la bolsa pueda terminar el año con unas subidas de entre el 5% y el 10%.



En cuanto a la renta fija y la posibilidad de que se esté creando una burbuja en torno a ella, tal como algunos analistas comienzan a apuntar, Arroyo no cree que vaya a suceder ya que “el mercado todavía tiene capacidad para asumir más deuda”.



En el segmento de la deuda pública, el experto no cree que este año se vuelvan a experimentar las subidas de doble dígito de 2008 pero sí mantiene su apuesta positiva por este activo.



Dentro de la deuda corporativa, el director de inversión de la gestora recomienda ser muy selectivos. “Hay que diferenciar bien entre la deuda emitida por compañías sólidas y la que está respaldada por las que no lo son”, dice. “Ahora mismo estamos también neutrales en este tipo de activos, pero lo estamos siguiendo muy de cerca y en cuando haya signos positivos, entraremos en él”, dice.



En cuanto a las materias primas, en JPMorgan se muestran positivos ante la revalorización a largo plazo del petróleo y mantienen la cautela respecto al oro. “Si no se cumplen las expectativas que creemos para este año, sí que sería un buen activo porque es un valor refugio, pero confiamos en la recuperación de la economía y del dólar, con lo que no estamos apostando por él ahora”, ha dicho Arroyo.



En el aspecto macro, Arroyo prevé que Estados Unidos comenzará a salir de la crisis a mediados de año y Europa lo hará ya en el último trimestre de 2009. “La situación en Europa es algo peor de lo que piensa el mercado y por ello necesitamos más bajadas de tipos”, dice Arroyo. Esas bajadas deben llegar, en opinión de JPMorgan hasta el 1%, una cifra por debajo del consenso de mercado que se sitúa entre el 1,5% y el 1,75%.



El sector de fondos, algo cíclico

Pese a los malos datos publicados ayer por Inverco respecto al patrimonio del sector, Arroyo se ha mostrado positivo y considera que “es algo cíclico, igual que el dinero ha salido a los depósitos, volverá a los fondos”.

Dentro del proceso de reorganización de la oferta que está llevando a cabo JPMorgan, Arroyo ha anunciado que a lo largo del año lanzarán nuevos fondos de renta fija a corto y de crédito.

Empresas

Lo más leído