José Ramón Iturriaga: "Toda la bolsa española está barata. No se ha visto nunca”


José Ramón Iturriaga está de estreno. En los próximos días comenzará a gestionar su nuevo fondo, de derecho luxemburgués, Spanish Opportunities, dentro de la sicav que en ese país ha registrado Abante Asesores. “Nace con vocación de ser distribuido internacionalmente, así que queríamos un nombre claro, que se supiera a la primera de qué iba el fondo”, explica. Y es que el nuevo producto estará totalmente invertido en renta variable española y viene a complementar los otros dos fondos que gestiona Iturriaga, el Okavango y el Kalahari Alpha. En total, gestiona 80 millones de euros actualmente.

“En un primer momento, el Spanish Opportunities tendrá la cartera igual a la de Okavango, serán como espejos, pero porque las circunstancias del mercado han llevado al Okavango a que ahora esté invertido en renta variable nacional, aunque es un fondo mixto de bolsa paneuropea”, explica el gestor. En su opinión, actualmente las mejores opciones están en bolsa periférica y dentro de ella en la española.

Tres son los factores por los que es especialmente interesante, a su juicio, el momento actual de este activo. Por un lado, asegura que muchos inversores extranjeros han dejado de lado el análisis de las empresas españolas más allá de las grandes, lo que hace que “quienes hayan seguido el mercado tienen ya expertise”. Además, hay una gran infraponderación en las carteras de este activo y, por último, las valoraciones son muy atractivas.

Hay compañías españolas buenas, con múltiplos absurdos. Es una oportunidad que no se ha visto en la vida; yo desde luego no lo he visto en los 17 años que llevo gestionando”, asegura.  Destaca la alta calidad de las compañías españolas, por su “dimensión y atracción”, que fueron capaces de conseguir durante los años de bonanza económica y que ahora les vale para ser, en su opinión, mejores que las portuguesas o italianas.

En todo caso, aunque asegura que “toda la bolsa española está ahora barata”, cree que es necesario saber distinguir y seleccionar bien las empresas pues, por ejemplo, el sector eléctrico tiene un importante problema regulatorio o el tecnológico que está en pleno cambio estructural. “Así que el valor es indispensable, pero también el momentum de inversión”, dice. “La clave es la valoración y también tener una vocación de permanencia en las inversiones, que es la manera de obtener rentabilidad. Ya lo dijo Templeton: las claves para invertir son invertir en cosas baratas, ser contrarían y tener paciencia”.

Iturriaga confía en que se vuelva a “invertir para obtener retornos” ya que asegura que en los últimos tres año se ha invertido para preservar capital “porque el marketing de promover la estrategia del miedo” ha triunfado, pero cree que hay que volver a invertir para maximizar los retornos, que debe ser el objetivo primordial de las inversiones.

Reconfirmar vocaciones

Asegura que con los años ha “ganado en paciencia” y en aprender a relativizar "los grandes mantras" que se dan por hecho en el mundo de la inversión. “Aprendes a apartarte del ruido. Yo me centro en analizar compañías, detectar desajustes entre valor y precio, y esperar a que eso se ajuste en el largo plazo”, resume.

Suele invertir en unas 20 compañías y, actualmente, en el fondo Okavango, el 80% son empresas de fuera del Ibex 35. Últimamente ha tenido una rotación de cartera más alta de lo habitual pero cree que volverá a reducirla según se normalice el mercado, pues, asegura, tarda mucho en decidir entrar en una compañía, así que cuando lo hace es con vocación de largo plazo. Pude usar derivados para cubrir la cartera, pero no suele hacerlo pues prefiere dedicarse al análisis de empresas.

En ese análisis de compañías destaca que es fundamental conocer al equipo gestor de las compañías, “comprobar su honorabilidad y que los intereses de los accionistas y el equipo gestor estén alineados”. De esa manera, asegura, se evitan trampas de inversión como Pescanova.

En cuanto al sector financiero, Iturriaga está positivo en las aseguradoras pues cree que se van a beneficiar de la reducción de la prima de riesgo española, ya que han estado muy penalizadas por la alta exposición a deuda española que tienen. “Son buenas compañías bien gestionadas, con gran cartera financiera con la que pueden ganar. Mapfre y Catalana Occidente están baratas y se van a beneficiar de la vuelta a la normalidad”, dice. En bancos, tiene en cartera algunos locales porque, asegura, “la película ha cambiado”. Cree que el proceso de restructuración del sector financiero llevará a que haya menos jugadores, con márgenes más amplios. Además la limitación en las rentabilidades de los depósitos les ha beneficiado y les permitirá mejorar sus balances.

Iturriaga asegura que sigue disfrutando con la gestión y confía en dedicarse a ello durante mucho tiempo. “Estos años han servicio para reconfirmar o no vocaciones y estrategias. Yo estoy aquí para gestionar para toda la vida”, dice.

Profesionales
Empresas

Noticias relacionadas

Anterior 1 2 3 Siguiente