InverCaixa alarga la frecuencia de las rentas en su nuevo fondo a vencimiento


Las gestoras españolas llevan meses apostando por diversificar su oferta más conservadora. Aparte de la gama de fondos garantizados, están siendo muy activas en el lanzamiento de otros vehículos de estructura y resultado similar: fondos de renta fija con objetivo de rentabilidad a vencimiento pero no garantizado, más eficientes en términos de costes. El formato es el de una IIC de gestión pasiva, pues las carteras suelen comprarse con la intención de mantenerlas hasta vencimiento. Entidades como BBVA AM, Ibercaja Gestión, Ahorro Corporación Gestión, Kutxagest, DWS Investments o InverCaixa han sido muy activas en el lanzamiento de este tipo de productos.

La última en apostar por un nuevo fondo de este tipo ha sido InverCaixa, que acaba de registrar en la CNMV el Foncaixa Objetivo Rentas, con tres clases de participaciones y sendas TAE del 3%, 3,25% y 3,5%, pagables a través de tres reembolsos obligatorios con frecuencia anual.

En lo que va de año, la entidad ha lanzado fondos como el Foncaixa Objetivo Abril 2014, sin reparto de rentas, pero los últimos sí ofrecen este tipo de pago, ya sea de forma trimestral o anual. “En el actual entorno, donde se está produciendo una disminución general de la renta disponible, la inversión en fondos que reparten rentas permite complementar los ingresos habituales sin consumir el ahorro acumulado. Por ello, muchas gestoras hemos optado por lanzar fondos garantizados o fondos con objetivo de rentabilidad que reparten rentas periódicas”, dicen en la entidad.

Como ejemplo, en lo que va de año han comercializado productos como el Foncaixa Rentas Trimestrales y Foncaixa Renta Trimestrales 2. Sin embargo, y debido al cambio de fiscalidad respecto a las plusvalías generadas en un periodo inferior al año, que tributarán al tipo marginal del IRPF,  la gestora se ha replantado la periodicidad de dichas rentas y ha optado por una frecuencia anual en su nuevo producto, con el objetivo de favorecer fiscalmente a sus partícipes.

Objetivo de rentabilidad

El objetivo del fondo, no garantizado, es ofrecer, a 1 de febrero de 2016, el 100% de la inversión a 29 de noviembre una vez efectuados tres reembolsos –pagados el 31 de enero de 2014, el 2 de febrero de 2015 y el 1 de febrero de 2016–. El importe de dichos reembolsos varía en función de la clase del fondo: en la Estándar, el importe bruto del primero es del 3,535% y del 3% en los dos siguientes, mientras la clase Plus recibe un primero del 3,831% más dos del 3,25% y la Extra, del 4,126% y el 3,5%, respectivamente.

Para lograr esos retornos, el nuevo fondo invertirá en repos sobre deuda pública y activos monetarios hasta el 29 de noviembre y tras el 2 de febrero de 2016, y en el periodo de mantenimiento de la cartera invertirá en deuda pública emitida o avalada por estados de la UE o comunidades autónomas y liquidez, con hasta el 25% en deuda privada, depósitos y cédulas hipotecarias.

En la clase Estándar, la inversión mínima inicial es de 600 euros, en la Plus de 50.000 y en la Extra de 150.000. Las comisiones van bajando en función de la clase: la de gestión es del 1% y la de depósito del 0,1%, en la Estándar; del 0,775% y 0,075% respectivamente en la Plus; y del 0,55% y 0,05% en la Extra, siembre a partir del 30 de noviembre. Sin embargo, el gasto por suscripción a partir de esa fecha es del 4% en las tres clases, o hasta que el fondo alcance los 50 millones de euros, al igual que el de reembolso.

Archivos adjuntos

Empresas

Noticias relacionadas

Anterior 1 2 Siguiente

Lo más leído