Impacto del Brexit en la economía española


BBVA Research ha presentado su informe Impacto en España del Deterioro de las Perspectivas de Crecimiento en Reino Unido, en el que detalla los sectores de nuestro país que se pueden ver más afectados por la salida del Reino Unido de la Unión Europea, así como los canales de transmisión de dicho impacto.

En el canal comercial, el estudio indica que la exposición comercial española a Reino Unido es menor que la del conjunto de la UE. El total de flujos comerciales con Reino Unido representa en España un 4,8% del PIB, frente al 5,5% en el caso del conjunto de la unión. No obstante, en el caso de España, el flujo de servicios (2,2%) es mayor que en el caso de la UE (1,7%), debido al mayor peso del sector servicios en nuestro país (principalmente el sector turístico). De hecho, las exportaciones de servicios representan el 48% del total de exportaciones al Reino Unido.

Respecto a las exportaciones de bienes, entre los sectores con mayor exposición al Reino Unido destacan el del transporte y el agroalimentario, cuyas exportaciones a Reino Unido entre 2010 y 2015 han representado un 30% y un 12%, respectivamente, del total de las exportaciones del sector. En el caso del transporte, este representa alrededor de un 20% del total de las exportaciones españolas, mientras que el sector agroalimentario equivale a un 6%. Geográficamente, las comunidades autónomas con mayor exposición al Reino Unido son Murcia y Valencia, que exportan un 11% del total de bienes a las islas británicas.

En cuanto a las exportaciones de servicios, el estudio diferencia entre servicios no turísticos y servicios turísticos, por el gran peso de estos últimos. En el caso del sector turístico cabe señalar que uno de cada cinco euros gastados en España por extranjeros tiene su origen en ciudadanos británicos. Nuestro país es el destino mundial más elegido, con las estancias más largas y en el que más gastan los ciudadanos británicos. Las exportaciones de servicios representan la mitad de las exportaciones al Reino Unido y un 1,5% del PIB español, aunque hay grandes diferencias por comunidades autónomas, siendo Canarias y Baleares los destinos preferidos por los británicos. En el caso de servicios no turísticos, el Reino Unido representa un 10% del total de las exportaciones, siendo el principal destino la Unión Europea con un 62,9%.

En el caso de las importaciones, el peso de estas en el PIB español es menor que en el del conjunto de la UE, siendo de un 4,8% en nuestro país frente al 5,5% en el conjunto de la unión. No obstante, el peso de las importaciones de servicios representa un 2,2% del PIB en España frente al 1,7% en la UE. En este caso, la depreciación de la libra supondrá un aumento de la competitividad de los productos británicos frente a los locales. Los sectores más expuestos son el de los productos químicos y el automóvil, cuyas importaciones desde Reino Unido representan un 7,5% y un 10%, respectivamente, del total de las importaciones españolas. En el caso de los productos químicos es especialmente relevante, ya que este sector representa casi un 18% del total de importaciones españolas.

En el canal financiero el informe señala que la inversión extranjera directa ha supuesto, en promedio en los últimos diez años, un 1,8% del PIB y el Reino Unido aporta un 16% de esa inversión. Madrid y Canarias han sido las principales receptoras de este capital. Por otra parte, la exposición de la banca española al Reino Unido es limitada debido al modelo de negocio español de filiales independientes con financiación local. No obstante, la exposición bruta de la banca al Reino Unido asciende a 412.000 millones de dólares (372.000 millones de euros), lo que equivale a un 27% de la exposición exterior y un 34% del PIB español.

BBVA Research espera que el impacto del Brexit en la economía española sea limitado. El impacto estimado sobre el crecimiento del Reino Unido es de -1,55 puntos porcentuales, mientras que en la UEM (Unión Económica y Monetaria) se espera que sea de -0,33 puntos. En España el efecto esperado es similar al de la UEM (entre 0,3 y 0,4 puntos menos de crecimiento en 2017). Las comunidades autónomas más afectadas son aquellas con más exposición al Reino Unido (Comunidad Valenciana, Baleares, Canarias y Murcia).   

Las conclusiones del informe de BBVA Research son el resultado de una estimación de los efectos del Brexit a corto plazo, es decir, efectos relacionados con el incremento de la volatilidad en los mercados, la depreciación de la libra frente al euro y la caída de la demanda en Reino Unido. Sin embargo, no toma en cuenta los efectos a medio plazo relacionados con el cambio de relaciones entre el Reino Unido y la UE, que dependerán, en gran medida, del desarollo de las negociaciones entre las dos partes.

Empresas

Noticias relacionadas

Anterior 1 2 Siguiente