IIC: el único instrumento de ahorro en el que las familias españolas retiraron capital en 2010


El ahorro financiero de las familias aumentó en 2010, pero la partida destinada a fondos disminuyó. Así, el saldo acumulado del ahorro financiero (activos financieros) de las familias españolas a cierre del 2010, según datos del Banco de España, totalizó 1,77 billones de euros, lo que representa un aumento del 0,5% con respecto a 2009.

Por instrumentos, las instituciones de inversión colectiva, que en 2009 suponían el 8,4% del ahorro financiero, pasaron a tener un peso del 7,1% sobre el total, debido a que las familias retiraron 17.464 millones de euros, frente a los 770 millones de flujos positivos registrados en 2009. Es el único instrumento de ahorro con cifras negativas, pues el ahorro total (47.000 millones de euros) fue a parar a pensiones, inversión directa, seguros, depósitos y créditos. Por separado, los hogares retiraron más de 18.100 millones de fondos de inversión –frente a casi 60 millones en positivo en 2009-, si bien asignaron casi 650 millones de euros a sociedades de inversión –en línea con los 711 millones de un año antes-, según datos del informe de Inverco sobre el ahorro de las familias españolas.

La inversión directa también disminuyó (pasando de suponer el 26,3% del ahorro hasta el 25,4%), si bien los flujos fueron positivos, mientras los fondos de pensiones mantuvieron su peso en el 5,3%, con el dinero que las familias destinaron a esta partida multiplicado por cuatro frente al de 2009: en 2010, los flujos destinados fueron de 2.443 millones de euros, el nivel más alto desde 2006.

Más éxito aún tuvieron otras partidas como depósitos y efectivo, que pasaron de suponer en 2009 en 41,9% del ahorro financiero de los hogares al 43,3% de finales de 2010, con flujos positivos cercanos a los 29.000 millones de euros. En esta línea, las familias doblaron su asignación a seguros, con 6.645 millones de euros destinados a estos productos en 2010 frente a los 2.400 de un año antes. Por ello, los seguros suponen ahora casi el 10% del ahorro, cuatro décimas más que 12 meses antes. La partida destinada a créditos también subió, desde el 1% al 1,5%, pasando de retiradas de capital a una inyección de 9.912 millones de euros, triplicando el nivel de 2006.

En total, hubo un flujo positivo de ahorro durante 2010 de 47.043 millones de euros, prácticamente igual al flujo registrado en 2009 (47.294 millones). Según el informe de Inverco, con datos del Banco de España, el activo financiero neto de las familias (activos-pasivos) se situó en 0,81 billones de euros. No obstante, gran parte del pasivo financiero está financiando la compra de activos inmobiliarios.

Noticias relacionadas

Lo más leído